Los presupuestos salen adelante con el voto en contra del PSOE

PP. Cencerrado defiende el “esfuerzo inversor” para atender las necesidades de los mirobrigenses y Mangas los califica de “insuficientes”
ÁNGEL S. PEINADO

La Corporación municipal de Ciudad Rodrigo aprobó ayer en un pleno extraordinario los presupuestos para 2010, por importe de 11.258.620 euros, con el voto en contra del PSOE. José Manuel Mangas, portavoz socialista, argumentó esta postura porque los consideran “incomprensibles, inconcebibles, inauditos, inconsistentes, inconvenientes, incorrectos, increíbles, indiferentes, indignos, ineficaces, insolidarios, insuficientes e inoperativos para los intereses de Ciudad Rodrigo”.

El portavoz del Grupo municipal del PP Enrique Cencerrado, defendió los presupuestos señalando que tienen como fin principal atender a los servicios y las necesidades de los mirobrigenses. Dijo que el equipo de Gobierno había realizado un gran esfuerzo inversor que se veía reflejado en subvenciones como la destinada a la construcción de la guardería municipal, que además de prestar un servicio primordial a los padres creará actividad económica y empleo durante su construcción. Cencerrado, destacó además la importante aportación de la Junta en Ciudad Rodrigo.

Mangas, por su parte, criticó la “poca capacidad de ahorro” del Ayuntamiento de Ciudad Rodrigo con poco más de 500.000 euros, ligeramente superior al año pasado. Destacó la “incapacidad de plantear una política de desarrollo económico y social por tener un Ayuntamiento sin liquidez y por tanto sin ideas”. Dijo no entender que se defendiera que sólo la Junta y no el Gobierno de la nación ya que los proyectos importantes de los presupuestos estaban costeados por éste.

En el capítulo de ingresos, el portavoz del PSOE, dijo que se había incrementado un 6,7 %, cifra que coindía con la subida aplicada a través de las modificaciones de las ordenanzas fiscales. Recordó que ni siquiera habían permitido a los mirobrigenses el pago a plazos del IBI. Respecto a la política social pidió al equipo de Gobierno que reconociera que es muy escasa con 400 euros más que en 2009. También mostró su sorpresa por la bajada de las subvenciones de carácter social que pasan de 9.500 euros a 2.000 euros, recordando que el PP no subía las tasas pero bajaban drásticamente estas ayudas necesarias. También las subvenciones a las asociaciones de vecinos bajaban 4.000 euros.

También le preocupa el silencio del equipo de Gobierno en los trabajos extraordinarios que realizan los trabajadores del Ayuntamiento y que en esta situación de crisis, “podrían sacarse de las listas del paro”.

Gasto social, a la baja
El delegado de Caritas Diocesana de Ciudad Rodrigo, Álvaro Fernández Gómez, expresó a este diario su preocupación ante la prácticamente congelación de la partidas contempladas en el presupuesto destinadas a gasto social, señalando que los poderes públicos deben asegurar que la ayuda alcance a todos los necesitados.

Gómez señaló que un momento como el que estamos viviendo “no se puede congelar la protección social”. Resaltó que la situación en Ciudad Rodrigo para algunas familias era difícil y había aumentado el número de personas que solicitan ayuda de Cáritas. “Estamos desbordados porque no podemos llegar a todas”. Están atendiendo temas de vivienda, alimentos y asesoría jurídica por la Ley de Extranjería y otros asuntos que no corresponden a Cáritas con los que están atendiendo. Álvaro Fernández insistió en que un tema tan sensible y delicado como es el gasto social debería reforzarse en vez de reducirse.