Los piquetes impiden la recogida de basura y comienzan su ruta por las calles de la capital

Miembros de UGT comenzaron a manifestarse por Salamanca pasadas las 00.30 horas. Consulte la GALERÍA DE IMÁGENES

El 29-M ya ha tomado forma en Salamanca; desde dos horas antes del inicio oficial del aprón, los piquetes acudieron al vertedero municipal con el objeto de impedir la salida de los camiones de recogida de la basura de acuerdo con las pautas establecidas. Allí, miembros del sindicsto CCOO impidieron el ejercicio de las funciones de manera pacífica y reivindicando sus derechos con los típicos cánticos.

No ocurrió así con miembros de la CNT que amenazaron desde el principio a los fotógrafos y cámaras allí presentes para que no sacaran fotos de los miembros de este colectivo "porque no querían liarla ni tener problemas", con una vigilancia total del trabajo de los medios de comunicación.

La Guardia Civil acudió al vertedero para comprobar que no se produjo ningún altercado con una protesta normal de los sindicatos en las inmediaciones de este servicio de recogida de basuras.

Ya pasadas las 00.00 horas, el servicio de autobuses urbano de Salamanca descansaba en el Polígono a la espera del inicio de los servicios mínimos por la mañana y con la previsión de los piquetes que podía haber desde las 07.00 horas.

También había tranquilidad en las inmediaciones del hospital Clínico y en las estaciones de autobuses y trenes igual que por las calles de la capital, hasta las 00.30 horas cuando decenas de miembros de UGT salieron de su sede en Gran Vía para recorrer la capital con gritos y sonidos de pito y con la pegada de carteles que rezaban: "Cerrado por huelga general". No obstante, la nota la dio un miembro del sindicato tirando petardos en papeleras y contenedores de la capital charra.