Los palentinos despiden al presidente de la Diputación

Decenas de palentinos comienzan a pasar por la capilla ardiente del presidente provincial José María Hernández que permanecerá abierta hasta las 21 horas en el Salón de Actos del Palacio Provincial. 

Los palentinos despiden al presidente de la Diputación José María Hernández, que falleció este domingo repentinamente por una complicación cardiaca. 

 

La capilla ardiente de José María Hernández ha quedado instalada en el Salón de Actos del palacio provincial y podrá visitarse hasta las 21 horas de este lunes. Los propios diputados, representantes de las instituciones, sus compañeros de partido, los periodistas y los trabajadores de la institución provincial han sido los primeros en despedir al presidente.

 

A la capilla ardiente han llegado decenas de coronas y ramos de flores de difentes instituciones, asociaciones, ayuntamientos, colectivos de la provincia y la región y sobre el féretro de Hernández se ha depositado la bandera de Palencia, la Medalla de Oro de la Provincia que se le ha concedido a título póstumo y su bastón de mando.

 

Su viuda y sus familiares han estado arropados por todos los diputados provinciales. También por el alcalde de la ciudad, Alfonso Polanco, y parte de la corporación municipal; por el delegado de la Junta, Luis Domingo González; el subdelegado del Gobierno, Luis Miguel Cárcel y el delegado del Gobierno, Ramiro Ruiz Medrano. La senadora Ángeles Armisén y el procurador y secretario provincial del PP, Carlos Fernández Carriedo, han estado entre los priemros en llegar, junto con los responsables de los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado. El obispo de Palencia, Esteban Escudero, viaja desde Roma para oficiar mañana el funeral.

 

Junto a decenas de palentinos que hacían cola en las escaleras del Palacio Provincial, uno de los primeros en visitar la capilla ha sido el expresidente de la Diputación, Jesús Mañueco.

 

El funeral se oficiará el martes día 17 en la catedral a partir de las 12 horas.

Noticias relacionadas