Los empresarios de CyL empeoran sus las perspectivas para el prĂłximo semestre

La coyuntura de las compaùías estå en una fase de "desaceleración sostenida"

Las opiniones expuestas por los empresarios castellanoleoneses encuestados sobre las perspectivas para sus empresas y la regiĂłn para el prĂłximo semestre del aĂąo se caracterizan por haber empeorado, segĂşn se extrae de las conclusiones del Indicador ForoBurgos 100, correspondiente al segundo trimestre de 2011, que ya puede consultarse en www.foroburgos.com.

De sus respuestas, analizadas en este número del Indicador ForoBurgos 100, se desprende que la coyuntura de las compaùías ha pasado de estar en "vías de recuperación" a encontrarse en una fase de "desaceleración sostenida". No obstante, los empresarios siguen teniendo una visión menos negativa sobre el contexto en el que se desarrolla su actividad que sobre el estado de la comunidad en su conjunto.

Los encuestados siguen reflejando una situaciĂłn actual negativa para sus empresas y para la regiĂłn, aunque con una ligera mejora de los valores de los saldos de opiniĂłn con respecto a anteriores trimestres en tĂŠrminos de empleo y actividad.

Por otro lado, en el caso de la Comunidad, ven una lenta reducciĂłn de la destrucciĂłn de empleo, aunque siguen observando que la actividad continĂşa deteriorĂĄndose con intensidad, en valores propios de mediados de 2009, en plena crisis econĂłmica.

Respecto a la situaciĂłn esperada, los empresarios apuntan a un nuevo deterioro de sus perspectivas, aunque sin llegar a situarse por debajo de las cifras negativas de 2010.

Principales problemas a los que se enfrentan los empresarios en estos momentos. Los inconvenientes mĂĄs graves a los que se enfrentan actualmente las empresas de la regiĂłn tienen que ver con la generaciĂłn de caja, a travĂŠs de la falta de demanda o los retrasos en los pagos de clientes.

AsĂ­, las opiniones vertidas en el Indicador ForoBurgos 100 de este segundo trimestre reflejan aĂşn "con mayor nitidez" la imagen que se desprenderĂ­a si uno analizara en detalle los indicadores macroeconĂłmicos regionales y nacionales. La confianza empresarial continĂşa "prĂĄcticamente estancada" en valores negativos que van reduciendo su intensidad a un ritmo muy lento, tendencia que no hace atisbar una mejora rĂĄpida de la situaciĂłn econĂłmica en el futuro, segĂşn el informe.

AdemĂĄs, esta misma lentitud estĂĄ haciendo mella en las perspectivas de los empresarios, que una vez mĂĄs vuelven a reducir sus previsiones sobre un pronto inicio de recuperaciĂłn de, tanto la actividad de sus empresas, como de la situaciĂłn de la regiĂłn en su conjunto.