Los desahucios, nuevo frente de discrepancias entre socialistas y populares

No han llegado a un acuerdo en el pleno para poner en marcha nuevas medidas
El pleno del Ayuntamiento de Salamanca ha debatido sobre medidas para evitar en la medida de lo posible nuevos desahucios en la ciudad, para lo que el Grupo Socialista ha presentado una moción con una serie de peticiones al equipo de Gobierno.  

Esta medida no ha sido aprobada, al contar con los votos en contra del Grupo Popular, que cuenta con mayoría absoluta en el Consistorio y solo con el respaldo de los ediles socialistas.  

La decisión de rechazar la medida por parte de los concejales del PP se ha debido, según ha informado el alcalde, Alfonso Fernández Mañueco, a que se ha tratado de “una propuesta de campanario”.  

El primer edil ha lamentado que sea una moción llevada a pleno “con demagogia y populismo” después de “no haber hecho nada” en los últimos años cuando gobernaba en España el PSOE con José Luis Rodríguez Zapatero.  

Alfonso Fernández Mañueco ha pedido a los representantes socialistas que se “sienten” para trabajar conjuntamente y analizar las iniciativas que se están llevando ya a cabo sobre este tema.  

La propuesta del Grupo Socialista en el Ayuntamiento instaba al equipo de Gobierno a que retirase los depósitos de aquellas entidades financieras que mantengan la postura actual sobre los desahucios.  

También, contemplaba que la Policía Local de Salamanca “no colaborase” en los procesos que se efectúan para hacerse cargo de las viviendas una vez se cierran los casos.   

La moción también recogía que el Ayuntamiento estableciese bonificaciones para las familias afectadas por estos procedimientos, con el propósito de que tuviesen las menos cargas posibles para poder afrontar su situación, y que se instase a los bancos a poner las promociones de viviendas vacías en la oferta de alquiler social.