Limpieza, zona de baño y sendas para “acercar el río” a los vecinos

Medio ambiente. Los trabajos, que costarán 600.000 euros, se realizarán con muy poca maquinaria para respetar el entorno natural de la flora y la fauna.
Cecilia Hernández
El Presidente de la Confederación Hidrográfica del Duero, Antonio Gato, presentó ayer en el municipio de Huerta las obras que el organismo de cuenca fluvial va a realizar en el entorno del río Tormes a su paso por esa localidad. Acompañado por el subdelegado del Gobierno en funciones en Salamanca, Jesús Málaga, y el alcalde de Huerta, José María Casado, Gato anunció la inversión de 573.000 euros en esta actuación, que pertenece al II Plan de Restauración de Riberas de la cuenca del Duero, financiado en un 70% por la Confederación Hidrográfica y en el 30% restante por la Junta de Castilla y León.

La zona que va a ser rehabilitada comprende 80.000 metros cuadrados de gran valor ecológico, que están incluidos en la Red Natura 2000 dentro de los lugares de importancia comunitaria de las riberas del río Tormes y afluentes. Se espera que la licitación de los trabajos esté lista en el mes de agosto, de modo que a finales de año puedan comenzar. Gato estimó “en siete u ocho meses” la duración del proyecto de rehabilitación, que se realizará con muy poca maquinaria para respetar el entorno natural de la flora y la fauna.

Las actuaciones se centrarán en varios objetivos prioritarios. En primer lugar, potenciar el uso público de la ribera del Tormes entre los vecinos de Huerta, “acercar el río a los ciudadanos”, dijo el presidente de la Confederación, así como incrementar el conocimiento que la población tiene sobre los valores naturales del río y sus riberas. También se tratará de mejorar y enriquecer la vegetación a lo largo de todo el tramo de actuación.

Por todo ello, se va a crear una red de sendas peatonales a lo largo de los casi tres kilómetros de riberas en los que se trabajará, que también van a ser protegidas con un vallado de madera, permeable para la fauna. En la margen izquierda se construirá además una zona de esparcimiento para facilitar el baño y el ocio de la población. Toda la vegetación de la senda va a ser limpiada de suciedad y de maleza seca, y van a plantarse especies autóctonas simulando las cuatro tipologías de bosques existentes en la Península Ibérica. En concreto, se van a plantar 93 especies diferentes de árboles y de arbustos típicos de los bosques de ribera, atlántico, mediterráneo y de montaña, junto con especies autóctonas de la cuenca del Duero. Esta actuación se completará con la instalación de carteles interpretativos y con la siembra de herbáceas para mejorar la integración del paisaje.

En total, con cargo al II Plan de Restauración de Riberas de la Cuenca del Duero se van a acometer en la provincia de Salamanca siete actuaciones con una inversión de nueve millones de euros.

Otras actuaciones
En el alfoz de la capital se va a rehabilitar el paraje de la isla de El Soto en Santa Marta de Tormes, y la recuperación de la ribera del río a su paso por Salamanca y por Villamayor. En tramos no urbanos, además de la actuación de Huerta, la CHD va a actuar en el arroyo Zurguén a su paso por Morille y a recuperar el bosque de ribera en Juzbado y en Sieteiglesias.