Las universidades de Burgos y Salamanca, premios Vivero Universitario de Promotores Empresariales

La iniciativa busca poner en valor las tecnologías propias de las universidades para llevarlas al mercado con la creación de nuevas empresas de base tecnológica.

CGP/DICYT 

El concurso Vivero Universitario de Promotores Empresariales, programa formativo organizado por la Consejería de Educación a través de la Fundación Universidades y Enseñanzas Superiores de Castilla y León (Fuescyl) con el patrocinio de la División Global Santander Universidades, ha hecho públicos sus premios. Tras las deliberaciones del jurado, el primer premio ha sido otorgado a un modelo de negocio desarrollado a partir de tecnología de la Universidad de Burgos y elaborado por Diego Hernández. El proyecto, titulado ECOFINESAND, de marcado carácter medioambiental, consiste en el aprovechamiento de residuos de poliuretano para la fabricación de asfaltos, morteros y yesos.


El ‘Vivero Universitario de Promotores Empresariales’ es un programa formativo, organizado por la Consejería de Educación a través de la Fundación Universidades y Enseñanzas Superiores de Castilla y León (Fuescyl), con el patrocinio de la División Global Santander Universidades. Esta iniciativa pretende poner en valor las tecnologías propias de las universidades de la Comunidad para llevarlas al mercado a través de la creación de nuevas empresas de base tecnológica.


El segundo premio ha recaído en una tecnología aportada por la Universidad de Salamanca, que se materializará en una empresa dedicada a la comercialización de productos que incorporen tecnologías innovadoras relacionadas con las redes inalámbricas de sensores y sistemas de localización en tiempo real. El proyecto, bajo el título de HORUS, ha sido presentado por Miguel Ángel Jiménez.


Los ganadores dispondrán de hasta nueve meses para madurar su plan de negocio y constituir la nueva empresa. Las dos propuestas ganadoras recibirán, además del correspondiente diploma acreditativo, premios en metálico de entre 6.000 y 8.000 euros, destinados a la constitución del capital social de la nueva empresa una vez puesta en marcha.


Por último, el jurado ha acordado otorgar una mención especial al proyecto ‘ADAPTAHOME’, desarrollado por Rodrigo Palacios a partir de un registro de propiedad intelectual de la Universidad de Burgos. Se trata de un proyecto de marcado carácter social orientado a ofrecer independencia a personas discapacitadas dentro del hogar a través de la utilización y optimización de las nuevas tecnologías de la comunicación y los dispositivos móviles.


El concurso ‘Vivero Universitario de Promotores Empresariales’ está dirigido a estudiantes y titulados, así como personal docente, investigador, de administración y servicios y becarios de la Universidad de Burgos, de la Universidad de León, de la Universidad de Salamanca, de la Universidad de Valladolid, de la Universidad Pontificia de Salamanca, de la IE Universidad (Campus de Segovia), de la Universidad Europea Miguel de Cervantes y de la Universidad Católica de Ávila.


El objetivo principal del Vivero Universitario de Promotores Empresariales es crear una bolsa de promotores empresariales especializados que ayuden a crear nuevas empresas de base tecnológica en el entorno universitario.


Por ello, el proyecto se ha desarrollado a través de dos fases sucesivas. Un primer periodo formativo online, orientado a la elaboración de un plan de negocio, entre los meses de abril y julio de 2013, para el que se recibieron un total de 49 solicitudes. La formación práctica ha girado alrededor de alguna de las casi 50 tecnologías universitarias (patentes, registros y modelos de utilidad) que las universidades de Castilla y León pusieron a disposición de esta iniciativa. Y una segunda fase competitiva, con formato de concurso, en el que han participado los siete proyectos finalistas de la fase formativa.


El concurso, en el que han participado todas las universidades de la Comunidad, se enmarca en la Estrategia Universidad-Empresa de Castilla y León 2008-2013 y, específicamente, en el Proyecto de Transferencia de Conocimiento Universidad-Empresa (Proyecto T-CUE ) que coordina la Fundación Universidades y Enseñanzas Superiores de Castilla y León.