Las mil y una iniciativas para lograr la permanencia

El equipo salmantino visitará hoy un spa para recuperar fuerzas de cara al partido del domingo. La pasada semana se desplazó hasta Béjar para entrenar en hierba natural. La directiva regala entradas...
ÁNGEL SÁNCHEZ
El Club Deportivo Guijuelo solo tiene una palabra en mente: la permanencia. Y para conseguirla está ideando todo tipo de iniciativas en las últimas semanas: regalo de entradas para llenar el Municipal, entrenamiento en el campo de hierba natural de Béjar, regalo de un jamón a la plantilla para que todos los jugadores se reúnan para comerlo y de esta forma crear buen ambiente, visita a un spa...

La última de estas iniciativas se va a llevar a cabo hoy. Tras el entrenamiento de esta mañana, la plantilla chacinera se desplazará hasta la localidad de Parada de Arriba para disfrutar de una jornada en el spa Siglo de Oro. Tras el partido del pasado domingo ante el Barakaldo, los jugadores acabaron algo tocados físicamente ya que no están acostumbrados a disputar partidos en terrenos de hierba natural como el del conjunto vasco. Con esta visita se pretende que el equipo llegue lo más entero posible al partido clave del domingo ante el Palencia.

No será la primera vez que el Guijuelo visite un spa esta temporada, ya lo ha hecho en otras dos ocasiones (en la primera de ellas con Antonio Cazalilla, extécnico chacinero, y la segunda ya con María Hernández como primer entrenador).

La pasada semana, los integrantes de la plantilla del equipo chacinero se desplazaron hasta Béjar para entrenarse en hierba natural. Se buscaba una mejor adaptación a una superficie a la que no está habituado el conjunto salmantino. Tal vez no exista una relación directa de causa-efecto, pero el Guijuelo consiguió dos días después la victoria en su visita al Barakaldo.

Una semana antes, el equipo afrontaba un encuentro vital en el Municipal ante la Gimnástica de Torrelavega. La directiva decidió regalar dos entradas a cada socio para que el campo presentara una muy buena entrada. Seguramente tampoco existirá una relación directa de causa-efecto, pero los jugadores entrenados por María Hernández ganaron a los cántabros por 2-0.

Dado el buen resultado de esta última iniciativa, el Guijuelo ha decidido volver a repetirla de cara al encuentro del domingo frente al Palencia, aunque en esta ocasión será una entrada por socio.

Pero los intentos del club chacinero por hacer todo lo posible para lograr la salvación van mucho más allá. Sin ir más lejos, el pasado viernes, Jorge Hernández, presidente de la entidad, regaló un jamón a la plantilla para que todos los jugadores se reunieran a comerlo y de esta forma contribuir a que el ambiente sea el mejor posible.

En la misma línea, María Hernández implantó, desde que se hizo cargo del equipo, que se celebraran los cumpleaños de cada uno de los jugadores. El objetivo del técnico no es otro que fomentar la unión entre toda la plantilla.