Las cámaras de control de tráfico funcionarán antes de Carnaval

Retraso. Tras varios meses de demora por obras y problemas técnicos, se activarán en las próximas semanas. Ubicación. Su función será regular el tráfico en las zonas del Árbol Gordo y El Cruce
MONDRIÁN / DAVID RODRÍGUEZ
Aunque llevan colocadas desde el mes de junio, las cámaras de control de tráfico que están en Ciudad Rodrigo en las zonas del Árbol Gordo y El Cruce aún no están en funcionamiento. Sin embargo, se espera que su puesta en marcha sea inmediata, y estén prestando servicio antes de la celebración del Carnaval.

Su función principal será el control del tráfico en dos de los puntos más neurálgicos de la ciudad, ya que en ellos desembocan varias de las principales avenidas. A través de las cámaras, se podrá multar a conductores por infracciones que cometan, y también servirán para mejorar la seguridad ciudadana. Si se comete un delito en el campo de imagen de las cámaras, aunque no sea de tráfico, se podrá sancionar a partir de las imágenes.

El motivo del retraso de estos meses se debe a obras y diversos problemas técnicos, que han demorado su entrada en funcionamiento. Así, se retrasó la instalación del ADSL, y tampoco han ayudado las obras que se han venido realizando en la Oficina Municipal de Desarrollo, ya que ahí está el Centro Receptor de Emisiones.

En los primeros días de este año se completó la instalación, y ya se han realizado varias pruebas. Para que entren en funcionamiento, al estar en un lugar público, falta completar el registro de las mismas en la Agencia de Protección de Datos. El Ayuntamiento deberá emitir una resolución donde informe de su instalación, y posteriormente, debe ser ratificado por el pleno municipal.

Tanto en el Árbol Gordo como en El Cruce se han instalado tres cámaras, de las cuales dos son fijas en cada punto y una móvil. Con ellas se controlarán las principales avenidas que desembocan en los citados puntos neurálgicos de la ciudad. Las del Árbol Gordo enfocarán a las avenidas Conde de Foxá, de Béjar, y calle Santa Clara, y las del Cruce a las avenidas de Portugal, Salamanca y España. Las imágenes se recibirán en el Centro Receptor de Emisiones de la calle Santa Clara, y esas mismas imágenes se verán por internet en las dependencias de la Policía Local, en la planta baja del Ayuntamiento. Las cámaras estarán funcionando las 24 horas del día, y se grabará lo que registren.

La instalación de las mismas ha sido posible gracias a la subvención en su mayor parte de la Consejería de Justicia e Interior, que todos los años convoca ayudas para mejorar los servicios de Policía Local y Bomberos de los municipios de la Comunidad. El coste total de las mismas ha sido de algo más de 46.000 euros, que fueron concedidos hace casi año y medio.

Además de estas cámaras para el control del tráfico, en Miróbriga funcionan varias cámaras de seguridad, algunas en el entorno del edificio del Ayuntamiento (como vigilancia de las dependencias de la Policía Local), y otras en el paseo de la muralla. Según Narciso Caridad, jefe de la Policía Local, tras su colocación se ha reducido de forma espectacular el gamberrismo en esta zona de la ciudad.

En otro orden de cosas, la Policía Local espera contar próximamente con un radar móvil. Esta petición le fue trasladada el año pasado al subdelegado del Gobierno en la provincia, Jesús Málaga, en la Junta Local de Seguridad Ciudadana que todos los años se celebra previa al Carnaval. Se espera recibirlo de forma próxima, aunque aún no se sabe si se quedará en Miróbriga de forma permanente o se compartirá con otros municipios.