La UDS no había perdido en el inicio de año desde su retorno a Segunda

RACHA. En los últimos cinco años, el equipo unionista siempre había logrado puntuar en el primer choque jugado tras el ‘parón’ navideño.
I. C.

La mala suerte alejó de Salamanca los tres puntos que parecían asegurados frente alXerez y, además, rompió la racha positiva que los unionistas habían encarrilado desde que volvieron a Segunda división. La UDS había conseguido sumar siempre en el primer partido del año durante las cinco últimas temporadas. Si bien el resultado más habitual fue el empate, los blanquinegros habían conseguido vencer en dos de los cinco últimos años en el partido que inaugura el mes de enero.

El pasado año, la Unión arrancó un empate a uno de su visita al Real Unión. También finalizó en empate el choque jugado el año anterior frente a Las Palmas en el Helmántico (2-2). Una victoria fue el regalo de Reyes para los albinegros en la 07/08 al imponerse a la Real Sociedad (3-2), mientras que la temporada anterior se volvió a calcar el resultado de empate a dos frente a Las Palmas en Salamanca. En la 2005/06, año que se militó en Segunda B, la UDS se trajo los tres puntos de Zamora (1-2).

Lo cierto es que comenzar el año sin sumar después de encadenar tres derrotas seguidas más no es el mejor síntoma para los dirigidos por Óscar Cano. A la UDS le quedan todavía nueve puntos en juego para terminar la primera vuelta y seis por sumar para alcanzar los 30 que el entrenador granadino ansiaba hace unas semanas. Sin embargo, Cartagena, Barcelona B y Numancia son tres rivales de entidad para terminar esta primera parte de laLiga intentando mirar aún a los puestos de play off por el ascenso.

Kike López no mira hacia atrás
Por su lado, Kike López cree que el equipo acabará la temporada de forma positiva y niega que pueda volver a pasar lo mismo que el pasado año:“No nos viene a la mente lo que pasó, además este año no ha habido ningún cambio de entrenador ni esperemos que eso suceda, porque el año pasado ya supimos lo que pasó a cuenta de cambiar. Estamos tranquilos, todos bien, unidos, y solamente nos falta amarrar un poco más los partidos”, declaró.

Lo cierto es que la derrota ante el Xerez ha hecho daño a los unionistas: “El vestuario está ya más relajado que el otro día cuando entramos, sabemos que hicimos lo más difícil y luego lo tiramos por tierra”, aseveró el salmantino. “Hay que salir de esta situación cuanto antes, pero el fútbol te da cada semana una revancha, así que vamos a estar tranquilos porque estamos en una situación buena”, añadía Kike.