La Policía Nacional recibe formación para detectar el afeitado de las astas de los toros

Laaboratorio de la Policía Nacional para analizar astas de toros

Posee el único laboratorio homologado a nivel nacional para este análisis.

La Policía Nacional está desarrollando este mes el primer 'Curso de especialización veterinaria en peritaje de análisis de astas de toro' que capacitará a los agentes, todos ellos licenciados veterinarios, para ejercer como peritos especialistas para combatir la manipulación fraudulenta de las astas de toro de lidia, práctica conocida como afeitado.


Durante dos semanas, 12 agentes de las distintas escalas y 2 técnicos de la Policía Nacional asistirán a clases teóricas y prácticas para la realización de análisis periciales.

La Policía ha explicado en un comunicado que el objetivo del curso es convertir en un centro de referencia al laboratorio de la Policía Nacional, el único homologado a nivel nacional para el análisis de astas junto al existente en el País Vasco que, al igual que otras comunidades, dispone de reglamentos taurinos autonómicos.

El curso está siendo impartido por profesorado interno de la Policía Nacional, doctores en Veterinaria, profesores de la Universidad Complutense de Madrid, expertos en temática taurina y un médico especialista en Medicina Legal Forense y Toxicología.

Con esta actividad formativa se pretende dotar a los agentes de la capacitación técnica necesaria para ejercer como peritos especialistas en análisis de astas para combatir el fraude en un espectáculo que está regulado por la Ley 10/1991, de 14 de abril, y sucesivos reglamentos que la desarrollan. Esta ley contempla como infracción grave la manipulación, comúnmente conocido como 'afeitado', de las defensas de las reses de lidia.

El pasado mes de abril se constituyó la Oficina Central de Asuntos Taurinos (OCAT), bajo la dependencia de la Comisaría General de Seguridad Ciudadana, para la planificación, dirección y coordinación de las funciones que en materia de espectáculos taurinos son atribuidas a la Policía Nacional.

Esta oficina es la encargada también de supervisar las actuaciones de los presidentes, delegados gubernativos y secretarios de actas en el ejercicio de sus funciones en el área de la Policía Nacional. Además, es la responsable de gestionar y actualizar la base nacional de toros rechazados y realizar las estadísticas de las medidas adoptadas y resultados obtenidos en la prevención y persecución del fraude en materia taurina.