La Policía detiene a los 'ladrones de supermercados' de Béjar

Varios de los productos incautados

Culmina con éxito la operación puesta en marcha desde hace meses tras varias denuncias de robos en establecimientos de la localidad. El pasado día 2 arrestaron a dos ciudanos rumanos a los que pillaron 'in fraganti' guardándose productos en una faja adherida al cuerpo. 

Agentes del Cuerpo Nacional de Policía adscritos a la Comisaría de Béjar (Salamanca) han culminado con éxito una Operación puesta en marcha meses atrás para el esclarecimiento de numerosos hechos delictivos contra la propiedad, en concreto robos continuados en establecimientos comerciales de la localidad de Béjar. Siempre productos selectos de alimentación, droguería y bodega, para su posterior venta ilegal en mercadillos ambulantes.

 

Tras el análisis pormenorizado de las denuncias presentadas en Comisaría por los responsables de los establecimientos comerciales, se pudo determinar la existencia de un patrón común de actuación en todas ellas, toda vez que generalmente los hechos se cometían en el horario de menor afluencia de público a los supermercados, coincidiendo con el relevo de los turnos de trabajo de los empleados, además de verificarse una peculiar forma de inutilizar las alarmas de los productos de mayor cuantía económica.

 

Por eso se estableció un dispositivo policial simulando ser clientes realizando compras, al objeto de detectar la presencia de estos individuos.

 

El pasado día 2 de abril se detectaron en uno de los establecimientos a dos individuos que les infundieron sospechas, a los que siguieron y sorprendieron ‘in fraganti’ sustrayendo productos de alimentación que iban introduciendo en una faja que llevaban adosada al cuerpo para evitar ser descubiertos.

 

 

Tras la práctica de las gestiones oportunas, se tuvo conocimiento de que ambos individuos, I.L.M. de 32 años y D.M.M de 33 años, ambos de nacionalidad rumana, y con numerosos antecedentes policiales por hechos de la misma naturaleza cometidos por toda la geografía nacional.

 

Los dos habían llegado a Béjar esa misma mañana procedentes de Madrid, en una furgoneta localizada por los agentes en la que se incautaron gran cantidad de efectos sustraídos esa misma jornada en otros supermercados, que se encontraban ocultos en su interior.