La plaza de Segunda B del Ourense, misión casi imposible para el Salamanca de Hidalgo

El presidente del Salamanca, Juan José Hidalgo (Foto: Chema Díez)

La cobertura de la plaza vacante del descenso administrativo del Ourense asciende a 265.000 euros, con preferencias para equipos de la misma federación.

La categoría de bronce del fútbol español tiene, por motivos que no gustan a los aficionados del fútbol, y menos a los del Ourense, una nueva plaza libre. En concreto, se trata de la del equipo gallego, que ha sufrido un descenso administrativo por impagos y acumular una deuda de más de 150.000 euros con jugadores y cuerpo técnico.

 

Por ello, y como consecuencia de este hecho, la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) ha lanzado una circular en la que destaca que como consecuencia de los dispuesto en el Reglamento General, a fecha 30 de junio de 2014, y en atención "a sus deudas con futbolistas, se ha producido una vacante por causas económicas en segunda B para la actual temporada 2014 - 2015, generada por el CD Ourense", reza la circular.

 

"La cobertura de la plaza vacante resulta potestativa para la RFEF, y por medio de la presente se indica que la cantidad en la que deben subrogarse los clubes interesados asciende a 265.000 euros, que en su caso será asignada de acuerdo con los siguientes criterios".

 

1. El equipo de Tercera División de la misma Federación de ámbito autonómico a la que pertenezca el equipo descendido por impago.

 

2. El equipo descendido de Segunda B de la misma federación de ámbito autonómico a la que esté adscrito el club descendido por impago.

 

3. El resto de equipos de Tercera División.

 

4. El resto de equipos descendidos de Segunda B.

 

De este modo, prosigue el acta, "los anteriores criterios se aplicarán de forma excluyente, de tal modo que si con la aplicación de un apartado vacante quedara cubierta, no habrá lugar a la aplicación de los siguientes. Siempre tendrán mejor derecho dentro de un mismo apartado los equipos con mejor derecho deportivo, con la excepción que prevé el próximo epígrafe".

 

Los clubs en situación de concurso de acreedores, "perderán su mejor derecho deportivo en beneficio de los que se encuentren en la citada situación, y dentro de los que se encuentren en situación de concurso de acreedores, tendrán mejor derecho lo que tengan el convecio aprobado judicialmente, sobre los que no lo tengan", añade la circular.

 

Por todo ello, se informa de que "no más tarde del 4 de julio, a las 10.00 horas, aquellos clubes interesado en cubrir la vacante de acuerdo con estas previsiones reglamentarias, deberán informar a la RFEF de su voluntad por el medio correspondiente".

 

"Solo se entenderá como pago para poder tener acceso a la plaza, el ingreso de la cantidad establecida en la c/c de la RFEF ya que de otro modo no será valido. Además, la Federación se guarda el derecho a no cubrir la vacante ocasionada", concluye el acta.

 

MISIÓN CASI IMPOSIBLE PARA HIDALGO

 

Por todo ello, y como consecuencia de lo anterior, el nuevo Salamanca de Juan José Hidalgo, tiene casi imposible acceder a esta vía porque no cumple casi ningún requisito y deberían renunciar numerosos equipos antes que él a esa plaza, a lo que hay que sumar todos los asuntos judiciales pendientes y la mala relación con el organismo federativo, que ya ha dejado clara su postura de no dejar competir en Segunda B al nuevo Salamanca.

 

De hecho, ya anunció el presidente de la regional Marcelino Maté, que en caso de salir a competir, el nuevo Salamanca lo haría en Tercera División, "que es el lugar que le corresponde".