La Plataforma por la permanencia de la Sánchez Ruipérez envía 12.000 firmas de apoyo a la central de Madrid

Imagen de la concentración de la Plataforma por la permanencia de la FGS Ruipérez en la Plaza Mayor (Foto: I. C.)

Se han reunido con la Junta, tienen fecha para hacerlo con la Diputación y ahora esperan que les reciba el Ayuntamiento para buscar un acuerdo institucional.

La Plataforma por la permanencia de la Fundación Germán Sánchez Ruipérez en Salamanca ha enviado 12.000 firmas de apoyo a los responsables del patronato de Madrid. "Seguimos luchando para que esto siga adelante", resumía Lola Fidalgo.

 

"Las obras del edificio ya han concluido y Antonio Basanta -director general de la Fundación- dice que da señales de permanencia porque sigue abierto el programa de biblioteca-escuela y el club juvenil en el Da2 y parece que también se va a abrir un programa con las familias. Pero nosotros pensamos que son gestos demasiado tímidos y que si se habla de permanencia hay que hablar en otros términos", apunta Fidalgo. "Esto no es más que una muestra de buena voluntad, pero lo que se reivindica es la apertura del edificio con todos los programas como estuvo funcionando en su día", añade.

 

"Quizá se pueda conseguir buscando un acuerdo institucional con el Ayuntamiento, la Universidad y la Junta. El Ayuntamiento aún no nos ha recibido, pero tenemos prevista una reunión con la Diputación y esta mañana nos reunimos con Bienvenido Mena que nos ha dado su apoyo y ha abierto la puerta a una posible colaboración entre instituciones porque esperan que haya acuerdo para que la Fundación siga adelante", asegura Esther Carreño, responsable de la firma digital de apoyo y de la negociación con la Universidad.

 

SITUACIÓN DE LA PLANTILLA

 

En cuanto a la situación actual de la plantilla que trabajaba para la Fundación Sánchez Ruipérez en Salamanca, "a día de hoy fueron despedidos la mayoría, aunque dicen que les ofrecieron trasladarse a Madrid, porque lo cierto es que eran unas condiciones inasumibles", dice Fidalgo.

 

"Ahora solo tres permanecen en el centro y mueven las actividades que siguen activas", añade.

 

Fidalgo deja claro, por tanto, que en estos momentos, la Fundación en Salamanca "no se ha cerrado definitivamente pero tampoco se ha reactivado como se merece. Es una situación demoledora".

 

fundación sanchez ruiperez