La pesquera de Tejares se convertirá en zona de ocio con un pantalán y un mirador

Además de reconstruir el dique que se derrumbó, se construirá un "pantalán flotante", accesible desde la calle Botijeros, que permitirá el uso deportivo y de ocio del río, y se instalará un mirador a la pesquera. Presupuesto de 387.000 euros.

El Ayuntamiento de Salamanca presentará próximamente a la Confederación Hidrográfica del Duero (CHD) el proyecto para recuperar la pesquera situada en el barrio de Tejares y convertir su entorno en "una zona de ocio y disfrute". El Gobierno Municipal, quien ha presentado el proyecto este jueves a los grupos políticos municipales, lo remitirá a la CHD para obtener la concesión del aprovechamiento recreativo del embalse que provoca la pesquera, al objeto de ejecutarlo posteriormente, una vez que el organismo gestor de la cuenca del río lo autorice.

 

El Consistorio ha explicado que la decisión de ejecutar la recuperación del azud es "fruto del diálogo con asociaciones y colectivos de la zona, con la Confederación Hidrográfica del Duero, con los grupos políticos municipales y tras haber analizado los informes de los técnicos municipales". Además, la ejecución del proyecto permitirá no sólo reconstruir lo que se cayó de la pesquera, sino también reforzar el resto de la construcción, para su consolidación.

 

Entre las intervenciones que se contemplan en el proyecto se encuentra el acondicionamiento de los accesos a la pesquera, la limpieza y adecuación del cauce y las márgenes, el desbroce y la limpieza de los elementos del azud. Además se llevará a cabo la reposición del tramo derruido y la recuperación de las compuertas de desagüe con el fin de regular el nivel en el embalse y facilitar la limpieza del mismo. Y, junto a la reconstrucción del dique, el Ayuntamiento tiene previsto poner a disposición de los vecinos nuevos elementos que proporcionarán a esta zona un uso recreativo.

 

Por ejemplo, se construirá un "pantalán flotante", accesible desde la calle Botijeros, que permitirá el uso deportivo y de ocio del río, y se instalará un mirador a la pesquera. También se hará un estudio arqueológico del azud emergido aguas arriba.

 

Todas estas intervenciones tienen un presupuesto de alrededor de 387.000 euros y se completarán con otras de las previstas en el proyecto Tormes +, que cuenta con el visto bueno del Ministerio de Economía y Hacienda para recibir fondos europeos. Entre ellas se encuentran la adecuación paisajística de las zonas de ribera, con la limpieza y plantación de árboles. Además se prevé la creación de zonas de descanso con mesas y bancos, y dos nuevos miradores.

 

En el marco de este proyecto, que asciende a cerca de 19 millones, se creará un nuevo carril bici y senda peatonal a un lado y otro del cauce, ha informado el Consistorio salmantino. El plazo de ejecución de las obras incluidas en el proyecto, y que no están vinculadas al Tormes +, es de seis meses. Y ha recordado que el proyecto comenzará a ejecutarse una vez que la CHD comunique al Ayuntamiento la concesión de la pesquera.