La oposición usará su mayoría para forzar que Mañueco aplique una solución definitiva

Los tres grupos de la oposición están dispuestos a llevar al pleno la aprobación de su propuesta para El Corte Inglés de Salamanca. Invitan al equipo de Gobierno a sumarse, pero se reservan la posibilidad de obligar a que se trate en un pleno extraordinario.

Los grupos de la oposición están convencidos de que la solución que han propuesto para devolver la legalidad a la actuación urbanística diseñada para El Corte Ingés es la correcta. De este modo, están dispuestos a negociar la propuesta con el equipo de Gobierno, respetando lo esencial, y a un debate entre los técnicos municipales y el experto que ha elaborado el informe que han presentado. De hecho, han invitado al grupo popular a sumarse, pero tienen claro que no están dispuestos a renunciar a esta medida.

 

Así lo han expresado el portavoz de C's, Alejandro González, y el concejal de Ganemos, Gabriel Risco, y del mismo modo se ha expresado posteriormente el portavoz del PSOE, José Luis Mateos. Para ello cuentan con que pueden negociar con el alcalde para que convoque un pleno en el que se trate la modificación puntual que plantean, que parte de que el suelo donde está el centro comercial es no consolidado y para hacer el cambio hace falta que compense con edificabilidad de otras zonas por 21.000 metros cuadrados.

 

Según el reglamento, es el alcalde quien tiene la facultad de convocar pleno y de elaborar el orden del día de los temas que se tratan. Sin embargo, el concejal Risco ha hecho alusión a una posibilidad en caso de que Fernández Mañueco bloqueara la llegada al pleno de la propuesta de la oposición. Con un tercio de las firmas de los concejales, algo que alcanzan perfectamente, se puede convocar un pleno extraordinario y fijar su orden del día.