La OCU recoge firmas para frenar la subida del IBI

La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) está recogiendo firmas en contra de las subidas "desproporcionadas e indiscriminadas" del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI).

Según señala la organización en una nota, en los últimos años los ciudadanos están siendo víctimas de "un afán recaudatorio desmesurado", mientras que sus sueldos se congelan o se reduce.


Según apunta, los ciudadanos han visto dispararse el recibo del IBI desde 2008, con subidas que en muchos casos alcanzan el 60%, por la actualización de los valores catastrales, por la subida de los tipos del impuesto, por la eliminación de las bonificaciones o por la decisión del Gobierno de aplicar un incremento extraordinario.

En el mismo periodo, insiste la OCU, el precio de la vivienda ha caído cerca de un 30% y la capacidad de las familias no ha dejado de caer.

Así pues, la OCU pide el apoyo ciudadano para que no se prorrogue la subida extraordinaria del IBI en 2014, para que los ayuntamientos y la Dirección General del Catastro "respete la ley" y no se admitan valores catastrales que superen el límite legal del 50% del valor de mercado o para que las subidas catastrales sean compensadas con otras medidas, como la reducción del tipo impositivo, bonificaciones y subvenciones.