"La música es la manera de manifestarme como ser humano"

La salmantina Ainhoa Pérez Etxepare lleva dedicada a la música desde hace ya once años. Comenzó su carrera en el Conservatorio Superior de Música y ha sido una de las galardonadas por la Junta con el Premio de Música de Castilla y León, sin duda, todo un reconocimiento a su carrera musical.

Ainhoa Pérez Etxepare

Ainhoa Pérez Etxepare toca el Oboe desde que tenía apenas ocho años, aunque sus primeros pasos en la música comenzaron mucho antes. Los conservatorios de Zamora y Salamanca han sido su cuna, pero también sus padres han tenido mucho que ver en el asunto; no en vano, son músicos de profesión. Tras hacer 'sus pinitos' en la Sinfónica de Salamanca, esta joven de Carbajosa de la Sagrada que hoy ya tiene 18 años, ha decidido tomar rumbo hasta el Centro Superior de Música del País Vasco (Musikene) para terminar su formación. Lo hace con un importante galardón bajo el brazo: el premio de Música de Castilla y León que concede la Junta gracias a sus excelentes resultados académicos.

 

-¿Por qué eligió el Oboe y cuándo se convirtió en algo serio para usted?

 

-"Estaba entre clarinete y oboe y creo que mi madre eligió clarinete por mí, porque era muy amiga de la profesora del Conservatorio de Zamora. Se convirtió en algo serio desde que tenía trece años, que es cuando me di cuenta de los que me gustaba realmente".

 

-¿Cómo son esos primeros pasos en la música?

 

-"Mis padres son músicos por lo que siempre he mamado la música. A los cinco años comencé mi iniciación en la música en una escuela de Salamanca y a los ocho ingresé en el Conservatorio de Zamora, que es donde aprendí Oboe. Años después, vine al Conservatorio de Salamanca donde me acabé de formar y también he tocado en la Sinfónica".

 

-¿Qué es lo que le ha aportado la música?

 

-"Una manera de ver la vida. No es lo mismo que otras carreras, es una práctica del día a día. La compararía con el deporte. Implica una parte emocional muy grande, se abre mucho la mente. Es mi manera de manifestarme como ser humano".

 

-¿Cuál es el instrumento más complicado de tocar y cuál recomendaría a las personas que empiezan?

 

-"Cada instumento tiene algo. Creo que el piano o la trompa son los más difíciles. El piano implica un despliegue mental mucho mayor que el resto. Y la trompa es de hacerla sonar, técnicamente es muy difícil. Si tuviera que recomendar uno diría el clarinete o el saxofón".

 

-¿Qué diferencia hay entre un músico profesional y un aficionado?

 

-"Las prioridades de cada persona. Un profesional dedica su vida a la música, en cambio un aficionado quizás necesita la música para sentirse bien".

 

-¿Cuál es su autor favorito?

 

-"Robert Schumann porque es música romántica y en el oboe hay poca música de este tipo".

 

-¿Qué ha significado ser una de las premiadas por la Junta por su música?

 

-"La verdad que me alegré mucho, reconocen el esfuerzo, estoy muy contenta. Te hacen valorar tu trabajo aun más".

 

-¿Dónde estudia ahora?

 

-"En Musikene, en San Sebastián".

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: