La mano izquierda de Posada de Maravillas, lo mejor de la tarde

El novillero pacense pasea la única oreja de la tarde (Fotos: Marcos Barajas)
Ver album

El novillero pacense cortó la única oreja de la tarde en la primera de abono del ciclo charro.

FICHA DEL FESTEJO

 

Novillada. 1ª de abono.

 

Sebastián Ritter: ovación con ligera petición de oreja y palmas.

 

Jesús Gómez ‘El Roque’: ovación con ligera petición de oreja y silencio.

 

Posada de Maravillas: oreja y silencio.

 

Aforo: Media entrada.

La primera de abono de la Feria de Salamanca dejó un detalle a los aficionados charros que tardarán en olvidar y no es otro que la mano izquierda del novillero de Badajoz, Posada de Maravillas. Su faena al tercero de Miranda de Pericalvo mereció la única oreja de la tarde. Además, la novillada ofreció a la afición charra un Roque asentado y con poso a pesar de su falta de festejos y a un Ritter firme, pero sin ayuda en sus oponentes.

 

Abrió la tarde el colombiano Sebastián Ritter, debutante en Salamanca, que se llevó una ovación con leve petición de oreja, que reconocía la voluntad del novillero con su primero. El novillo de Miranda de Pericalvo, sin embargo, fue noble pero no permitió el lucimiento. Ritter no logró sacar tandas limpias y mató de estocada algo tendida pero certera.

 

La lidia del segundo de la tarde, Fundidarito, correspondió al salmantino Jesús Gómez ‘El Roque’. Tras brindar al tendido, el novillero de La Alberca se mostró firme y seguro sobre la arena de La Glorieta a pesar de la falta de festejos. El novillo, sin embargo, tenía la fuerza justita, aunque evidenció nobleza. El Roque mató de una segunda estocada un pelín desprendida para la que no necesitó puntilla y aparecieron los pañuelos en la grada, aunque la petición no fue lo suficientemente importante como para que el presidente –Ramón Sancho- concediera un trofeo.

 

 

La primera oreja de la tarde, sin embargo, llegó con el tercer novillo que le correspondió a Posada de Maravillas, Marinero de 425 kg.

 

El novillero pacense, debutante en Salamanca, realizó una gran faena llena de elegancia y mostrándose como un matador con temple y empaque. Comenzó la faena al tercero con verónicas muy aplaudidas, aunque el novillo se frenaba en ocasiones y le faltaba fijeza, en otras. Tras brindar al tendido salmantino, Maravillas ofreció unas impecables tandas de muletazos y buenos pases de pecho que fueron reconocidos por la afición charra. Para terminar, el joven de Badajoz mató a su enemigo de una gran estocada que hizo doblar al novillo inmediatamente. La petición mayoritaria de los tendidos terminó con una oreja más que merecida en las manos de Maravillas.

 

El segundo de Ritter estuvo siempre por debajo del novillero. Evidenció genio en el capote, pero le faltó transmisión en toda la faena. Al comienzo de la misma, sin embargo, llegó el primer susto de la tarde, cuando el novillero colombiano cayó al suelo tras una embestida y se dolió en su ingle derecha. No fue a más la cogida y Ritter pudo continuar toreando, aunque con el paso de los minutos, el novillo se vino abajo. Tras un primer aviso, el colombiano logró una estocada fulminante tras un primer pinchazo que terminó con aplausos para la única faena en Salamanca de Sebastián Ritter como novillero, ya que tomará la alternativa en la Feria de Otoño de Madrid.

 

 

El Roque volvió a intentar agradar a su gente con el quinto de la tarde, aunque resultó arrollado por su enemigo al comienzo de la faena, con un golpe en el pecho. Tras este traspié, el salmantino se enrabietó y ofreció varias verónicas de calidad. Sin embargo, a pesar de las ganas que le puso El Roque, el novillo salió andarín, lo que le dificultaba la colocación. El novillero de La Alberca volvió a mostrarse firme y sin nervios, dejando la muleta en la cara de su oponente y finalizando una faena de mérito, en su mayoría por el pitón derecho. Al final, El Roque dio muerte al novillo con un descabello tras una estocada desprendida.

 

Posada de Maravillas salió a la arena de La Glorieta con el último de la tarde, que evidenció buena condición y hechuras, aunque estuvo falto de fuerzas. La embestida de este animal de Miranda de Pericalvo se quedaba corta en el capote y no permitió por tanto el lucimiento del pacense. Maravillas se mostró firme ante el novillo como sucedió en el tercero de la tarde, aunque no le acompañó en esta ocasión la calidad de su oponente. Tras un pinchazo hondo, mató de una segunda estocada que necesitó un descabello.

 

Mañana jueves día 12 se lidiarán toros de la ganadería de El Pilar para Sebastián Castella, Iván Fandiño y Saúl Jiménez Fortes.