La lluvia desluce el ambiente dominical en las casetas a partir de mediodía

Ver album

Al menos dio una tregua a mediodía por el bien de los salmantinos y, sobre todo, los hosteleros.

Los hosteleros que dan un paso al frente para poner una caseta durante los días de Feria es lo que más temen: la lluvia.

 

Con la lluvia, los salmantinos se quedan en sus casas y dejan para otro momento el 'alterne' que a ellos les ofrece la posibilidad de obtener ganancias a su trabajo.

 

Durante la jornada dominical, una de las más fuertes a priori de las Ferias y Fiestas, la lluvia hizo su acto de aparición mediada la tarde, por lo que el ambiente fue muy bueno a mediodía, pero por la noche, el agua junto a las bajas temperaturas, impidieron que las casetas mostraran su habitual cara festiva.

 

Dos días, sin embargo, les quedan por delante a los hosteleros y salmantinos para disfrutar de esta forma de diversión en la calle que podemos aprovechar solo en estos días festivos.