La Junta prevĂŠ 3.300 kilos, pero ÂżquĂŠ dice el campo?

La media de 3,3 toneladas por hectĂĄrea se refiere al trigo y a la cebada

Los agricultores de la provincia estĂĄn inmersos en una nueva campaĂąa de cereales, donde la cebada se encuentra ya en un punto avanzado, mientras que del trigo aĂşn no se ha recolectado mucho grano. No obstante, las previsiones de la Junta de Castilla y LeĂłn apuntan a una media de 3.300 kilogramos por hectĂĄrea entre el trigo y la cebada, debido a la media establecida de 3,62 toneladas por hectĂĄrea del trigo y 3 toneladas de la cebada.

MĂĄs desglosado, las previsiones de la AdministraciĂłn apuntan a una superficie sembrada de trigo de 65.846 hectĂĄreas para una producciĂłn de 238.500 toneladas, mientras que para la cebada la superficie es de 49.879 hectĂĄreas, con un rendimiento final de 149.608 toneladas La avena, por su parte, cuenta con 22.106 hctĂĄreas de terreno y una producciĂłn de 53.054 toneladas y un rendimiento de 2.400 kilogramos por hectĂĄrea. Por Ăşltimo, el centeno cuenta con menos superficie, 10.489 hectĂĄreas, un rendimiento de 1.900 kilogramos y una producciĂłn de casi 20.000 toneladas.

En el cĂłmputo global de estos cuatro cereales, la superficie asciende a 148.320 hectĂĄreas, con una producciĂłn de 461.091 toneladas y un rendimiento medio de 3.100 kilogramos.

El maĂ­z, por su parte, cuenta con una superficie menor, en torno a las 13.700 hectĂĄreas, con una producciĂłn de 157.550 toneladas y un rendimiento de 11.500 kilogramos, segĂşn las previsiones, que pueden ser mĂĄs alcistas como las dos campaĂąas pasadas, por ejemplo.

ÂżQuĂŠ dice el campo?
Por su parte, en zonas como La Armuña, por ejemplo, una de las más fértiles de la provincia, la cebada ha salido a 3.500 kilogramos y en las primeras parcelas de trigo, supera los 4.000 kilogramos por hectárea, pero por el momento son cifras por debajo de lo esperado por los profesionales. Éstos señalan que esperaban más producción de lo que sale por el momento y desconocen el motivo, aunque las cifras sean buenas. En otras zonas menos fértiles, la producción media está siendo la esperada por los agricultores.

Legumbres y patatas
Por otro lado, cultivos minoritarios como la lenteja o el garbanzo mantienen la producciĂłn pero, especialmente, el nivel de calidad. AsĂ­, para la lenteja se han sembrado 1.627 hectĂĄreas para una producciĂłn de 1.171 toneladas y un rendimiento de 720 kilogramos. Para el garbanzo, la superficie es mayo y el rendimiento tambiĂŠn, con una media estimada de 820 kilogramos.

En cuanto a la patata, el total de superficie es de 5.100 hectĂĄreas, con una producciĂłn de 191.250 toneladas y un rendimiento de 37.500 kilogramos, con un adelanto de la campaĂąa de mĂĄs de veinte dĂ­as.