La Junta duda de que el adelanto de una extra propuesto por CSI-F sea "factible jurídica y económicamente"

La administración regional destaca que supondría un desembolso de 340 millones de euros, incluidas la nómina y la primera extra.
VALLADOLID, 27 Nov. (EUROPA PRESS)

La consejera de Hacienda de Castilla y León, Pilar del Olmo, se ha comprometido hoy a analizar la propuesta formulada por CIS-F para fraccionar en tres la dos pagas extra de 2013 con el fin de adelantar a los funcionarios una de ellas el próximo día 3 de enero, aunque ya ha anticipado sus dudas respecto de que tal medida sea legal y económicamente posible.   

La iniciativa de CIS-F ha pillado por sorpresa a la titular de Hacienda, quien, minutos antes de clausurar en el Monasterio de Prado los actos del Día del Economista Asesor Fiscal, ha confesado a los periodistas que el adelanto de la extra planteado lo acababa de conocer a través de las agencias de noticias y, por ello, no podía pronunciarse ni a favor ni en contra debido a la complejidad del asunto.   

"Ni descarto ni confirmo, es algo muy delicado que hay que estudiar a fondo", ha enfatizado la consejera, que, en declaraciones recogidas por Europa Press, espera el informe de los servicios jurídicos para determinar si la propuesta es "jurídicamente factible, sin incurrir en fraude de ley, y financieramente posible".

LO PRIMERO, PAGAR LA NÓMINA
En cualquiera de los casos, Del Olmo ha apuntado que su departamento ya estaba analizando tal medida a raíz de planteamientos similares en otras comunidades autónomas, como Extremadura y País Vasco, aunque ha insistido en que "jurídicamente es más que dudoso", a lo que ha añadido posibles problemas de tesorería por cuanto al pago de la nómina de la plantilla de funcionarios, con un coste de más de 200 millones, habría que sumar otros cerca de 140 millones derivados del adelanto de la paga a enero.   

"No sé si se puede hacer porque lo primero es tener dinero en caja para pagar los 200 millones de las nóminas, y además enero es un mes complicado", ha advertido la consejera, que ha recordado igualmente que hacer cualquier tipo de cábala sería prematuro ya que no se ha cerrado aún el ejercicio de 2012 y hasta el día 3 de diciembre las distintas consejerías están en plazo para realizar gastos no ordinarios.

En cuanto a si Castilla y León acudirá finalmente o no al Fondo de Liquidez Autonómica (FLA), que el Gobierno ha prorrogado para 2013 con una consignación de 23.000 millones de euros ampliables, Del Olmo ha preferido mostrarse cauta y ha prometido despejar la incógnita la próxima semana.    Y es que, tal y como ha explicado la consejera, Castilla y León continúa cerrando operaciones esta semana a través del mercado financiero ordinario para cubrir sus necesidades de financiación, con lo que se ha mostrado confiada en no tener que acudir finalmente al referido fondo, que el próximo año contará con 5.000 millones más de los consignados en 2012.    "Estamos en ello, tenemos aún toda esta semana. Si conseguimos cerrar las operaciones suficientes no necesitaríamos ir al FLA", ha destacado la titular de Hacienda castellanoleonesa.