La Junta concluye la ronda de informaciones para explicar el modelo de distritos con el alfoz salmantino

La finalidad es crear un modelo municipal eficaz, encaminado a fortalecer el municipalismo a través de la agrupación de recursos y medios
El delegado territorial de la Junta de Castilla y León en Salamanca, Bienvenido Mena Merchán se ha reunido, en el Ayuntamiento de Santa Marta de Tormes, con representantes -alcaldes y concejales- de 9 municipios de la zona, en una nueva cita, la última, dentro de los contactos informativos programados, que se están realizando para compartir y debatir con ellos el nuevo modelo de Ordenación del Territorio que está diseñando la Junta de Castilla y León.

A la reunión han asistido representantes de los ayuntamientos de Aldeatejada, Cabrerizos, Calvarrasa de Abajo, Carbajosa de la Sagrada, Castellanos de Moriscos, Doñinos de Salamanca, Villares de la Reina, Santa Marta de Tormes y Villamayor. En un encuentro en el que se han expuesto los puntos básicos del modelo, remarcando que se trata de un proceso abierto en el que se incluye la participación activa de los ciudadanos. Los alcaldes asistentes fueron invitados a hacer las aportaciones que creyeran oportunas, como en las reuniones anteriores.

El proceso que afronta la Junta de Castilla y León responde a diferentes factores: la crisis económica, la especificidad de la estructura territorial de Castilla y León, y la limitación de competencias y funcionalidad de las actuales mancomunidades, entre otros. Se pretende fomentar con ello el equilibro y la cohesión territorial y suprimir las duplicidades. No se suprimirán municipios, ni tampoco Diputaciones provinciales, aunque se evitará la creación de nuevas estructuras administrativas.

En la actualidad se está trabajando en una Mesa de Ordenación del Territorio (formada por representantes de los principales grupos políticos, por alcaldes de municipios pequeños, medianos y grandes, y por los agentes sociales) y una serie de grupos de trabajo, que aportan perspectiva e ideas en los distintos puntos a tratar. Según las primeras reuniones de estos grupos de trabajo, los distritos rurales asumirán nuevas inversiones en materia de residuos, ferias comarcales, sanidad animal, bibliotecas, centros culturales y cívicos, complejos deportivos, oficinas de turismo, promoción turística y transporte.

Desde la Junta se plantea, con el objetivo de mejorar la calidad de vida de los ciudadanos, en especial en las zonas rurales, un modelo municipal eficaz, encaminado a fortalecer el municipalismo a través de la agrupación de recursos y medios. Todo ello con el fin último de garantizar una prestación eficiente de los servicios públicos, desde la colaboración activa entre todas las administraciones y a partir de una asociación voluntaria en los denominados 'Distritos de interés comunitario', que contarán con una carta de competencias, servicios y funciones, determinadas y uniformes, mediante la optimización de los recursos humanos y materiales de los municipios.