La Izquierda de Salamanca elige al exedil de IU Abel Sánchez como candidato

Abel Sánchez, exconcejal de Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Salamanca en dos legislaturas (1991-1995 y 1995-1999) e histórico del PCE en la provincia, donde ocupa actualmente el puesto de Secretario de Política Municipal, ha sido designado como la cabeza visible del nuevo partido La Izquierda de Salamanca, que celebró ayer en el centro municipal integrado Julián Sánchez El Charro una asamblea.
J. R.

En el próximo mes, La Izquierda de Salamanca se sumergirá en un debate interno de propuestas que desembocará en la elaboración de un programa electoral. Será entonces cuando se convocará una segunda asamblea en la que se ratificará el proyecto de la formación para el Ayuntamiento.

Sánchez, que se encargará de pilotar este proceso, plasmó ayer en El Charro los primeros esbozos de un programa que competirá en un espectro ideológico altamente ocupado: PSOE, IU y UPyD. “Desterremos falsos mitos, uno no es de izquierdas porque se lo diga a sí mismo sino en la medida en que intente desarrollar políticas de izquierda”, explicó. “No es solo sumar siglas todos a una contra la derecha. De nada me vale que alguien se llame de izquierdas si luego practica políticas de derecha”, se refirió sobre el Gobierno socialista, que, recordó, ha impulsado medidas conservadoras como la reforma laboral y del sistema de las pensiones.

Sobre la importancia de la ideología en la política municipal, enfatizó en la asamblea que “no es lo mismo una ciudad de derechas que de izquierdas”. Como ejemplo, citó las distintas recetas para el problema de la vivienda. Sánchez, abogado de profesión y actual coordinador de la asesoría laboral gratuita Serafín Holgado, apuesta por la existencia de un parque público de pisos en régimen de alquiler. También destacó el reto de la igualdad entre sexos y defendió la necesidad de crear más guarderías municipales. “Tenemos que hacer las corporaciones locales más participativas, meter al pueblo en el Ayuntamiento”, sentenció.

El proyecto de La Izquierda se basará en el fomento del empleo, la convocatoria de consultas vinculantes siempre que haya temas de importancia en la ciudad, una fiscalidad sustentada en función de los ingresos y el rescate de los servicios municipales gestionados por empresas privadas, entre otras medidas.