¿La hora de los ‘jugones’?

DUELO QUE PROMETE. El Salamanca, en el que puede entrar Mario de inicio, se mide a un rejuvenecido rival, que apuesta por la calidad de su cantera. REENGANCHARSE. Ambos quieren seguir tranquilos arriba
Teresa Sánchez
Si en algo coinciden, además de en su denominación, UD Salamanca y UD Las Palmas, es en haberse convertido en dos de los equipos que han superado las expectativas iniciales en el arranque liguero. Víctimas ambas escuadras de una importante renovación, supieron meterse muy rápido en competición y sumar unos puntos que les permiten mantenerse tranquilos en la clasificación. Tras un comienzo fulgurante llegaron los primeros tropiezos y el duelo de hoy lo afrontan ambos equipos con la voluntad de reengancharse a la zona noble y seguir mirando con optimismo hacia el futuro.

El Salamanca llega al partido de esta tarde con las dudas generadas en el primer tiempo ante La Ponferradina y las expectativas que dejó en una buena segunda mitad tras los cambios introducidos por Cano. No le valió para remontar aquel encuentro pero sí avivó la idea de que algunos jugadores como Mario o Galindo empiezan a pedir sitio desde el inicio para dar esa personalidad en el juego que todos le apuntaron como fundamental tras sus fichajes. El primero tiene muchas papeletas para entrar hoy por primera vez en el once, mientras que al segundo, que sigue acumulando experiencia, le tocará esperar en el banquillo aunque todo apunta a que su presencia será cada vez más habitual.

Por su parte Las Palmas se presenta en el Helmántico tras sumar dos empates y una derrota, aunque también puede presumir de haber caído tan sólo una vez a domicilio –frente al Valladolid–. Lo que sí promete el duelo es desparpajo porque si el Salamanca va incorporando poco a poco a sus jugones el equipo canario presume de varios futbolistas imaginativos, sobre todo en la zona ofensiva, y todo puede acabar, como en la mayoría de las visitas del equipo insular al Helmántico, en un festival de ocasiones.