La Guardia Civil desmantela una red de ladrones de viviendas que operaban en Ávila y Salamanca

En Béjar se produjo una de las trece detenciones realizadas hasta el momento. 

Dada la alarma social generada en los últimos meses en la zona occidental de la provincia de Ávila, en concreto en el entorno de las localidades de El Barco de Ávila, Becedas, Encinares y Medinilla debido al incremento de robos de pequeña entidad en domicilios se iniciaron investigaciones por parte del puesto de El Barco de Ávila.

 

Ante la entidad y gravedad de los hechos se determina que se una a dichas investigaciones el Equipo de Patrimonio de la Unidad Orgánica de Policía Judicial de la Comandancia de Ávila, con apertura en el mes de enero del presente año de la Operación denominada “Marqués de Berrueco”.

 

Una vez que las investigaciones policiales avanzaron, y con las pruebas recopiladas, se realizan numerosos registros en domicilios y garajes de varias localidades, incautándose gran cantidad de efectos que pudieran proceder de robos en las comarcas del entorno. En los citados registros se localizan armas e incluso pequeñas plantaciones de Marihuana para venta y consumo.

 

El grupo se organizaba de forma en la que se repartían las diversas funciones: mientras unas personas efectuaban el robo, otras hacían la labor de almacenaje y de receptadores de los efectos sustraídos, y unos terceros lograban “colocar” la mercancía y venderla a particulares y establecimientos.        

 

Con esta operación, y tras el análisis criminal de hechos, se han resuelto, en principio cerca de cuarenta robos contrastados en viviendas, de las cuales el 50% han sido en la  zona de Medinilla (Ávila), siendo analizados más hechos denunciados ante la sospecha de la comisión de este tipo de robos en la zona de la provincia de Salamanca.

 

Los trece detenidos, muchos de ellos con antecedentes similares, cuyas edades oscilan entre 19 y 42 años, lo han sido en las localidades de Medinilla, Encinares, El Barco de Ávila, (Ávila),  Béjar (Salamanca) y Coria (Cáceres), pasando todos ellos a disposición del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción de Piedrahita que entiende del caso. No se descarta la práctica de más detenciones.