La gestora de Caja Segovia reclama a la Junta asesoramiento para elaborar los estatutos y el plan de viabilidad

Rafael Encinas cree que la integración en Bankia "es un entramado difícil de desmontar"


SEGOVIA, 11 (EUROPA PRESS)

La comisión gestora designada por la Junta de Castilla y León para Caja Segovia remitirá este miércoles una carta al Gobierno regional para solicitar que convoque a sus 12 miembros a una reunión para que les explique y asesore sobre el trabajo que debe realizar en el proceso de transformación de la Caja en fundación.

La comisión, conformada por el último Consejo de Administración de la entidad antes de su desaparición, se ha reunido este martes por primera vez desde su designación con el ánimo de "cambiar impresiones".

Rafael Encinas, último presidente de Caja Segovia y actualmente integrante de la gestora, ha indicado en declaraciones a Europa Press la necesidad de que el Ejecutivo autonómico aclare las dudas de todos los miembros antes de comenzar a trabajar en sus cometidos más próximos: redactar los estatutos de la fundación de carácter especial, elaborar un plan de viabilidad y nombrar a los patronos.

La comisión considera que la Junta debe dejar claro en qué soporte legal deben tomarse las decisiones y que ambas deben "ir de la mano" en el proceso de conversión para evitar "dar palos de ciego". Hasta la fecha, ha señalado Encinas, la Administración regional sólo ha enviado una carta para informar de la designación de la gestora.

Las dudas en torno al proceso parecen haber sido la causa, según ha presumido el expresidente de la entidad segoviana, de que sólo ocho de los 12 integrantes nombrados hayan acudido esta tarde a la reunión. De momento, ha añadido, ninguno de los miembros ha presentado renuncia.

NULIDAD DE LA INTEGRACIÓN

Rafael Encinas se ha referido asimismo a la opción de reclamar indemnizaciones a Bancaja y la auditora Deloitte por las negativas consecuencias de la integración de Caja Segovia en Bankia.

Las cinco cajas "pequeñas" que se integraron en el Sistema Institucional de Protección (SIP) liderado por Caja Madrid --Caja Segovia, Caja de Ávila, Caja Rioja, Caja Laietana y Caja Insular de Canarias-- han encargado un informe sobre la posibilidad de iniciar acciones legales contra quienes intervinieron en la integración.

En este sentido, ha indicado que tras la petición del informe "no se ha dado un paso al frente" y que está pendiente una reunión con los representantes de las cinco entidades para abordar la iniciativa.

Por otra parte, ha manifestado que desconoce la capacidad legal que existe para anular la integración en Bankia, una propuesta sugerida por el alcalde segoviano y exconsejero de Caja Segovia, Pedro Arahuetes. "Hay que tener los argumentos y la base jurídica y legal que pueda darle razón, aunque me parece que todo es ya un entramado complicado de desmontar", ha agregado. En su opinión, se debe dejar de mirar al pasado y trabajar para encontrar la fórmula de recuperar fondos para la futura fundación.