La Fundación Luna renuncia a la recogida de animales en Salamanca por falta de recursos

Dos perros, en la Plaza de la Universidad de Valladolid. JUAN POSTIGO

En tan solo dos meses desde que se hicieran cargo del servicio se han hecho cargo de 82 perros y gatos, a los que hay que sumar los que ya estaban, 279, por lo que la falta de recursos les hace no poder continuar con su labor.

La Fundación Luna de Salamanca ha renunciado este miércoles a la recogida de animales en Salamanca ante la falta de recursos. Los motivos que alegan desde la misma es que "en tan sólo 2 meses (Julio y Agosto) han pasado a estar a nuestro cargo 82 animales, 40 perros y 42 gatos (sin tener en cuenta los fallecidos y los devueltos a sus propietarios), cifra que dista bastante de la media de animales mensuales recogidos que figura en los informes de años anteriores".

 

Siguiendo con esta media mensual de recogida, "en 12 meses el número de abandonados serán unos 500, cifra que nos parece alarmante tratándose de una ciudad como Salamanca, que no es demasiado grande. Cifra a la que la Fundación Luna no puede hacer frente, ya que carecemos de los recursos económicos, humanos y físicos necesarios para poder atender a tantos animales".

 

A los 82 animales recogidos en estos dos meses, "hay que sumarles los que ya estaban antes de comenzar con el contrato del Ayuntamiento, 79 perros y unos 200 gatos, por lo que en un breve periodo de tiempo nos hemos visto con más de 360 animales a nuestro cargo y desbordados ante tal magnitud de animales abandonados". "Nuestras instalaciones para gatos son bastante amplias y con ellos (de momento) no estamos teniendo demasiado problema, pero nuestras instalaciones para perros, preparadas para albergar unos 80 animales, se quedan pequeñas y por este motivo hemos tenido que pedir ayuda a otras protectoras".

 

La protectora que "nos ha prestado su ayuda con los perretes es Scooby Medina, que ya ha acogido en sus instalaciones a alguno de los peludillos que pasado el tiempo que marca la ley, no ha sido reclamado por su propietario. Así que desde aquí queremos darle las gracias a la Sociedad Protectora de Animales Scooby y sobre todo a Fermin Perez Martin por echarnos una mano en el momento que más lo necesitábamos".

 

Hasta que el Ayuntamiento de Salamanca saque nuevamente a concurso el contrato de la recogida de animales y haya un nuevo adjudicatario, será la Fundación Luna quien siga realizando este servicio, ya que es el compromiso adquirido con el Ayuntamiento.