La Familia Real recibe al Papa en La Zarzuela en su visita oficial

El Papa tiene previsto regalar a los monarcas un mosaico que representa la plaza de EspaĂąa

Sus Majestades los Reyes de EspaĂąa han recibido en el Palacio de La Zarzuela al Papa Benedicto XVI, en calidad de jefe de Estado. El Santo Padre ha sido recibido por sus Majestados en las escalinatas del palacio, donde tambiĂŠn estaban presentes en la escalinata la Infanta Elena, sus hijos, FroilĂĄn y Victoria Federica, y los PrĂ­ncipes de Asturias con las Infantas Leonor y SofĂ­a. Se trata de una visita de cortesia.

Posteriormente, don Juan Carlos compartirĂĄ unos minutos en privado con el Papa en su despacho de Zarzuela, y despuĂŠs, Benedicto XVI mantendrĂĄ un encuentro cercano con el resto de la Familia Real en la residencia privada de los Reyes.

El Papa tiene previsto regalar a los monarcas un mosaico que representa la plaza de EspaĂąa. A su vez, ĂŠstos le transmitiran su agradecimiento y orgullo por la eleccion de Madrid para la organizaciĂłn de esta Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) y la predilecciĂłn probada en numerosas ocasiones por EspaĂąa.

Junto a ellos, han estado el Nuncio en EspaĂąa en la Santa Sede, Renzo Frattini, y el cardenal y arzobispo de Madrid, Antonio Maria Rouco Varela.

Los Reyes y el Papa volverĂĄn a verse en la Santa Misa de Cuatro Vientos del domingo. AdemĂĄs, a la Vigilia del sĂĄbado han confirmado su asistencia los Principes de Asturias, don Felipe y doĂąa Leticia. El primer encuentro entre don Juan Carlos y doĂąa SofĂ­a se produjo este jueves tras la ceremonia de bienvenida en el aeropuerto de Barajas, cuando mantuvieron un breve encuentro "absolutamente cordial" en el que hablaron de temas generales y de la salud de ambos mandatarios.

Tras el encuentro con la Familia Real este viernes, el PontĂ­fice se trasladarĂĄ a San Lorenzo del Escorial, a unos 40 kilĂłmetros de Madrid, para dar comienzo a las 11.30 horas un encuentro con mĂĄs de 1.000 jĂłvenes religiosas en el Patio de los Reyes del Monasterio, durante el cual les dirigirĂĄ un saludo y un mensaje. Se trata de una iniciativa del Santo padre como gesto de gratitud por el gran nĂşmero de vocaciones que surgen durante las JMJ, segĂşn indica la organizaciĂłn.

Unos minutos despuĂŠs, en torno a las 12.00 horas, se reunirĂĄ con jĂłvenes profesores universitarios en la BasĂ­lica de San Lorenzo de El Escorial, donde pronunciarĂĄ un discurso y probablemente recordarĂĄ sus aĂąos como profesor en la Universidad de Ratisbona (Alemania).

A su regreso a la capital madrileĂąa, en torno a las 13.45 horas, comerĂĄ con un grupo de diez jĂłvenes de los cinco continentes, de los que dos son espaĂąoles, en el salĂłn de los embajadores en la Nunciatura ApostĂłlica. Posteriormente, recibirĂĄ la visita oficial del presidente del Gobierno, JosĂŠ Luis RodrĂ­guez Zapatero, en la misma Nunciatura ApostĂłlica.

El VĂ­a Crucis estarĂĄ presidido por el Santo Padre acompaĂąado por el cardenal arzobispo de Madrid, Antonio MarĂ­a Rouco Varela, y representantes de 15 naciones que reflejarĂĄn la situaciĂłn y problemas de los jĂłvenes del mundo entero. Estos jĂłvenes llevarĂĄn la Cruz de los JĂłvenes de estaciĂłn en estaciĂłn, segĂşn detalla la organizaciĂłn de la JMJ.