La Diputación oculta los nombres de los contratados en la polémica selección de capataces y peones

Parte de la lista que ha publicado la Diputación.

Ha publicado la lista de los seleccionados sólo con los DNI, algo nada habitual y que ha provocado protestas de los sindicatos. El proceso lo ha llevado a cabo La Salina: el Ecyl enviaba los candidatos y la Diputación hacía la baremación.

La Diputación de Salamanca ha dado a conocer la lista de los capataces y peones que contratará este verano para formar cuadrillas de limpieza forestal. Un proceso rodeado de polémica y que ha sido recurrido por los sindicatos que consideran que no se ha llevado a cabo de manera "limpia". El motivo, que la institución provincial ha incluido por su cuenta una diferencia que puede ser clave y que no respeta las bases de la convocatoria, que fue lanzada por la Junta de Castilla y León como parte del diálogo social.

 

A pesar de ello, la Diputación ha llevado a cabo la selección final de los trabajadores en los últimos días y ahora publica la lista de los que van a ser contratados. Pero lo hace de una manera poco habitual: sin nombres ni apellidos. La lista ha sido oficial este jueves y ya está disponible en el tablón electrónico de edictos y también en el físico de La Salina. Es la que acompaña esta información y se pueden consultar en el siguiente link.

 

 

 

 

Como se puede ver, la lista incluye el orden, la puntuación y las valoraciones de los candidatos presentados para las categorías de capataz y peón en cada una de las comarcas donde van a funcionar la cuadrillas, que estarán formadas por parados y que trabajarán en labores forestales de prevención; se reflejan los puestos a contratar y los que quedan en reserva. Sin embargo, no es posible saber quiénes son los seleccionados porque sólo se publica el DNI.

 

 

CON NOMBRES Y APELLIDOS

 

Esto es algo poco habitual e incluso irregular. En los procesos de selección para empleo público se publican siempre nombres y apellidos de los aspirantes. No hay más que ver el apartado de oferta de empleo de la propia Diputación para comprobarlo: todos los procesos recientes, también para plazas interinas y para bolsa de empleo, terminan con la publicación de una lista de los candidatos y de las propuestas de contratación, siempre, con nombres y apellidos. Además, el hecho de publicar sólo DNI impide que los aspirantes puedan recurrir el resultado de la prueba.

 

Al no publicar los nombres y apellidos de los propuestos para contratar la Diputación no sólo se salta los procedimientos habituales, sino que oculta una información importante para la transparencia del proceso. Detrás de esta decisión puede estar el intento por no levantar dudas sobre la selección de un personal que accede a puestos de trabajo muy interesantes por la duración (6 meses que dan derecho a paro) y el sueldo (ronda los 1.300 euros brutos/mes).

 

 

SELECCIÓN POLÉMICA

 

 

Este proceso ha sido polémico por las sospechas de que la Diputación podría aprovecharlo para contratar a los parados que determinados ayuntamientos quisieran, algo que han manifestado de manera expresa los representantes sindicales. Además, el proceso está recurrido por CCOO y USO que consideran que no ha sido "limpio".

 

Según la resolución del Ecyl, los colectivos prioritarios deben pertenecer a la categoría de Peones y Capataces, pero la oferta enviada por Diputación de Salamanca discrimina el acceso de trabajadores y trabajadoras en desempleo, al solicitar la Diputación de Salamanca peones y capataces forestales solamente, un matriz adicional que no estaba contemplado. De hecho, la Junta pretendía a través de sus bases no limitar el acceso a estos puestos, por eso refleja que no es necesario tener experiencia en el sector.

Noticias relacionadas