La deuda de las administraciones con los autónomos de Salamanca asciende a 39 millones de euros

Los tiempos de pago a los trabajadores por cuenta propia y a las pymes con una demora media de 106 y 83 días, respectivamente, en el caso de la región, frente a los 30 que marca la norma.

Las administraciones públicas debían a los autónomos de Castilla y León en el mes de agosto un total de 270 millones de euros, un 1 por ciento menos que en mayo (3 millones de euros en términos absolutos), frente a un descenso del 0,3 por ciento en el resto de la nación.

  

Por provincias, la deuda contraída por las administraciones públicas con los trabajadores por cuenta propia cayó en Segovia (-6,0 por ciento), Burgos y Zamora (-4,5), Palencia (-3,8) y Valladolid (-3,0) mientras que aumentó en Soria (9,9), Salamanca (2,4), León (2,3) y Ávila (1,1).

  

Ésta es "la única buena noticia" del Observatorio del Trabajo Autónomo de ATA según el cual, a pesar de la entrada en vigor de la Directiva Europea de lucha contra la morosidad, tanto las administraciones públicas como el sector privado siguen incumpliendo la ley que regula los tiempos de pago a los trabajadores por cuenta propia y a las pymes con una demora media de 106 y 83 días, respectivamente, en el caso de Castilla y León, frente a los 30 que marca la norma.

  

Así lo ha constatado la presidenta regional de ATA, Soraya Mayo, quien ha reconocido que aún así los autónomos de Castilla y León son "privilegiados" ya que tienen que cobrar menos tiempo para cobrar sus facturas --la demora media en España se sitúa en 144 días en las administraciones públicas y 85 en el sector privado--.

  

Según este informe, los autónomos de la provincia de León son los más afectados por la deuda de las administraciones públicas (51,1 millones de euros), seguidos de los de Valladolid (49,8), Salamanca (39,4), Burgos (37,3), Zamora (25,3), Palencia (18,9), Ávila (18,5), Segovia (17,7) y Soria (12,0).

 

"MALAS PRÁCTICAS"

  

Soraya Mayo ha cargado contra las "malas prácticas" de las administraciones públicas a la hora de pagar sus facturas cuando tendría que ser las que "den ejemplo" a la sociedad en este tema, si bien ha considerado que "lo más bochornoso" son los hasta 120 días de demora de las grandes empresas, entre las que ha citado a grandes constructoras y cadenas de hipermercados, a los que ha acusado de financiarse a costa de sus proveedores a los que generan un "roto" en su tesorería.

  

"Cuanto mayor es el tamaño de la empresa mayor el es número de días que tarda en abonar los servicios que le ha prestado un autónomo", ha lamentado al mismo tiempo que ha admitido que los propios autónomos tienen deudas entre sí, con una demora media de 58 días, si bien ha considerado que "bastante tienen con la que tienen encima" para poder mantener la actividad de sus negocios cuando las compras están "bajo mínimos" en un momento en el que se les está "friendo a impuestos".

  

Según sus datos, uno de cada tres autónomos está "levantando cabeza" en estos momentos de crisis mientras que el resto sigue sufriendo el "calvario" de estos tiempos de dificultades con muchos casos de cierres por impagos del propio sector público.

  

En este sentido, ha reclamado una "ambiciosa" reforma de las administraciones públicas pensada más allá del horizonte electoral de cuatro años para evitar "despilfarros", como la prestación de un mismo servicio de asesoramiento por tres entidades que a su vez hacen la competencia al sector privado. "El político quiere ganar --las elecciones-- y el que venga detrás que arre", ha lamentado la presidenta regional de ATA, que ha reclamado "más orden" en la prestación de servicios.

  

Soraya Mayo ha admitido por último que el fondo de pago a proveedores que puso en marcha el Gobierno de la nación ha supuesto un "balón de oxígeno" para algunos de los autónomos con facturas pendientes de pago en su cajón si bien ha asegurado que ese dinero no ha servido par revitalizar la economía y poder ver "cierta alegría".