La crisis provoca un descenso del 8% de los ingresos por cotización a la Seguridad Social

Los ingresos procedentes de la provincia de Salamanca han descendido paulatinamente entre 2008 y 2012 pasando de 630,8 a 592,5 millones de euros.

Los efectos de la crisis económica y el desempleo se dejan notar, y mucho, en las arcas municipales, regionales y, como no, estatales. De hecho, los ingresos mensuales y anuales por cotizaciones a la Seguridad Social en Salamanca y Castilla y León han descendido de manera alarmante entre 2008 y 2012.

 

Por tanto, y según los datos hechos públicos en el Boletín Oficial de las Cortes Generales, este indicador ha descendido un 8% en Salamanca tras pasar de los 630,8 millones del año 2008 a los 592,5 del ejercicio 2012, o lo que es lo mismo, 38 millones de euros menos.

 

Estas cifras delatan el complicado momento económico por el que atraviesa la economía ya que el aumento de la tasa de paro ha hecho disminuir este tipo de ingresos que está a la baja desde 2008 cada ejercicio. Así, en 2009, los ingresos por cotizaciones a la Seguridad Social fueron de 627,7 millones, por los 624,6 de 2010, los 615,1 millones de 2011 o los ya mencionados 592,5 del ejercicio 2012.

 

Estos ingresos provienen del Régimen General, autónomos, el resto de regímenes (carbón, hogar, mar y agrario), cotizaciones por accidentes de trabajo y enfermedades profesionales) y el cese de actividad de autónomos.

 

Las cotizaciones de los ocupados incluyen las aportaciones a la Seguridad Social de las empresas y trabajadores. Representan casi el 90% y la mayoría de ellas pertenecen al Régimen General.

 

Por tanto, la recaudación del Estado también se ha visto disminuida por la crisis económica y la tasa de paro. La pesacdilla que se muerde la cola...