La congelación de las pensiones afectará a 76.000 mayores en Salamanca

Excluidas las no contributivas y las mínimas. El Gobierno dejará sin actualizar la cuantía en función del IPC tras 25 años cumpliendo la Ley
A.R.L.

Apartir del próximo año se suspenderá la revaloración de las pensiones, salvo las no contributivas y las mínimas, interrumpiendo de esta manera una dinámica de 25 años preservada por Ley para actualizar la cuantía a tenor de la evolución del Índice de Precios al Consumo (IPC). La medida afectará a un tope de 75.747 personas en la provincia, mientras que la cuantía media es de 709 euros.

El aumento de los pensionistas en Salamanca ha sido gradual en los últimos meses, mientras que la cantidad económica percibida ha fluctuado desde inicios de año, aunque sigue siendo una de las más reducidas de la región por la cantidad elevada de jubilados que han desarrollado su trayectoria profesional en el campo vinculados a la actividad agraria y ganadera, entre otros motivos.

La Seguridad Social calcula un ahorro durante el próximo ejercicio de unos 1.500 millones de euros al no tener que ajustar las prestaciones de cerca de 6 millones de pensionistas para reducir el déficit.

Según fuentes de la Seguridad Social consultadas por la agencia Efe, de los más de 8,5 millones de pensionistas, unos 6 millones se verán afectados por la congelación. Esto supondrá un ahorro para la nómina de la Seguridad Social de unos 1.500 millones de euros. Los excluidos perciben pensiones mínimas, unos 2,5 millones de personas.