La ciudad brilla para recibir a la Navidad

El cambio más significativo es que no habrá árbol en la Plaza Mayor, se sustituye por un gran belén
La ciudad de Salamanca iluminará desde mañana, 2 de diciembre, hasta el 7 de enero medio centenar de calles con motivo de la Navidad, en total serán 200 arcos y 147 adornos en farolas.

En concreto, el Ayuntamiento encenderá 200 arcos con diferentes motivos en las calles Toro, Zamora, Concejo, Torres Villarroel, Rúa Mayor, Prior, San Pablo, Vázquez Coronado, Sol Oriente, Rector Tovar, Meléndez, Prado, Juan del Rey, Quintana, Íscar Peyra, Azafranal, Pozo Amarillo, Wences Moreno, Cristo de los Milagros y María Auxiliadora, así como las avenidas de Villamayor, Gran Vía, Portugal y Mirat.

Los 147 adornos de farolas se sitúan en el Paseo del Rollo, La Bañeza, Maestro Jiménez, Madroños, plaza de La Vega, Paseo de San Antonio, Avenida de Juan Pablo II, Avenida de Italia, Paseo Cuatro Calzadas, Avenida de Comuneros, La Beira, carretera de Ledesma, Avenida de Juan de Austria, Filiberto Villalobos, Paseo de la Estación, Los Cedros, Plaza del Campillo y Los Cipreses.

Instalará, igualmente, casi tres kilómetros de guirnaldas en los árboles de la Plaza de España, Paseo de Carmelitas y Puerta Zamora, según fuentes del Consistorio, que también han apuntado que se mantendrán encerndidas desde las 18.30 hasta la 1.00 horas.

BELÉN EN LUGAR DE ÁRBOL

La principal novedad en la iluminación navideña es la sustitución del árbol que desde hace dos años decoraba la Plaza Mayor por un belén de luces, que se instalará el 16 de diciembre tras la celebración de la Nochevieja Universitaria. El nacimiento estará formado por una estructura metálica de doce metros de altura y diez metros de diámetro. En él, un ángel coronará el conjunto, que se instalará sobre una tarima de medio metro y se protegerá con una valla de madera con una altura de un metro.

El Ayuntamiento de Salamanca ha mantenido, además, “la política de ahorro energético” al utilizar LED o microlámparas en toda la iluminación navideña en lugar de las tradicionales bombillas incandescentes.