La Catedral de la Almudena acogerá el funeral de Estado de Adolfo Suárez, previsiblemente el 31 de marzo

La Catedral de Santa María la Real de la Almudena en Madrid acogerá el funeral de Estado del expresidente del Gobierno Adolfo Suárez, que se celebrará previsiblemente el lunes 31 de marzo.

La capilla ardiente con los restos del primer presidente de la democracia se instalará en el Congreso de los Diputados. Se espera que, a partir de mañana, las más altas autoridades del Estado, los Reyes incluidos, acudan a la Carrera de San Jerónimo a dar su último adiós a Suárez.

Se seguirá así, por tanto, el mismo protocolo establecido cuando falleció Leopoldo Calvo Sotelo en 2008. Su féretro se instaló entonces en el Salón de Pasos Perdidos de la Cámara Baja, cubierto por la bandera nacional.

La Puerta de los Leones se abrió --solo se hace en ocasiones solemnes-- para que los ciudadanos pudieran rendirle un último homenaje.

Suárez será enterrado en el Claustro de la Catedral de Avila, en una ceremonia familiar. Allí también reposan los restos del medievalista y presidente de la República en el exilio Claudio Sánchez-Albornoz.

Según han confirmado fuentes municipales, después se trasladarán hasta este Claustro de la Catedral los restos de su esposa, Amparo Illana, quien falleció en 2001 como consecuencia de un cáncer y cuyos restos se encuentran en una capilla de la iglesia Mosén Rubí. en una capilla de la iglesia Mosén Rubí.