La Caja estudia hoy las vías para captar más capital a corto plazo

El presidente no ejecutivo y el director general de la Caja, Evaristo del Canto y Lucas Hernández, respectivamente, informarán a primera hora de la tarde a los miembros del consejo de administración en la sede social de León sobre los escenarios reales para mejorar el índice de solvencia y alcanzar el 10% de capital principal, como exige el Ejecutivo a las entidades que no cotizan en Bolsa (registra el 8,2%, mientras que el Banco de España precisa que necesita 463 millones para cumplir las exigencias del Ejecutivo central).
A. R. L.

Los contactos realizados desde hace semanas con varias entidades del sector derivaron en confirmaciones oficiales, como la remitida a la Comisión nacional del Mercado de Valores (CNMV) de manera conjunta por la entidad y el Banco Mare Nostrum (Caja Rioja, Caja Granada, Sa Nostra y Caixa Penedés) a inicios del mes, aunque el posible socio rompió las negociaciones.

Desde la principal entidad de ahorro de la región abren el abanico de candidatos, entre ellos, Unicaja, entidad malagueña solvente que apenas ha participado en el baile de fusiones en la primera oleada (absorbió a Caja Jaén) y no ha necesitado ayudas económicas del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB).

El consejo de administración de la entidad es monográfico y sin carácter decisorio, y se celebra en la recta final para presentar al Banco de España (antes del próximo lunes) un calendario y una estrategia para cumplir el plan de viabilidad.

El plazo para mejorar el índice de solvencia expora el 30 de septiembre, aunque las entidades afectadas pueden solicitar y justificar una prórroga de varios meses para materializar el objetivo exigido por el Ejecutivo central a través de Un Decreto ley.

Entre los objetivos de captar capital a través de un Sistema Institucional de Protección (SIP) o fusión virtual (la fórmula escogida para articular una alianza con Unicaja) o de una integración es evitar que el Gobierno entre en el accionariado de la entidad (con un plazo máximo de cinco años).

Por otro lado, el candidato socialista a la presidencia de la Junta, Óscar López, aseguró ayer en Palencia, que el PSOE “no va a politizar” la decisión de una posible fusión entre la Caja con Unicaja.
“Deben de ser los órganos encargados de ello los que decidan qué es lo mejor y lo más positivo y lo mejor para el futuró”, aseveró López. Además, se mostró “muy optimista” de cara al futuro de la entidad en el proceso de recapitalización.

En este sentido, el candidato a la presidencia de la Junta, que asistió a un acto público del PSOE junto a la ministra de Asuntos Exteriores, Trinidad Jiménez, aseguró que la entidad de crédito “es una gran caja” en la que desde el Partido Socialista se ha depositado “toda” su “confianza”. Muestra de ello es, según dijo, la “gran cantidad de novias” que le están saliendo en el sector por toda España.