La Asociación de Vecinos Barrio Nuevo conmemora sus 25 años

La Asociación de Vecinos Barrio Nuevo de Ciudad Rodrigo está celebrando durante toda esta semana sus fiestas anuales, que este año son aún más especiales ya que coinciden con el 25 Aniversario de su fundación. Se trata de una de las asociaciones más activas de Ciudad Rodrigo y que, de cara al verano, programa un mayor número de actividades dentro de sus fiestas.
Mondrián / David Rodríguez

La noche del pasado viernes ofrecía el pregón de fiestas Felicísimo Vicente, segundo presidente, en orden cronológico, en la historia de la asociación, y uno de los pioneros del movimiento asociativo en Ciudad Rodrigo. Como añadido, se realizó un homenaje a todos los presidentes que ha tenido la Asociación durante este cuarto de siglo.

El Barrio Nuevo fue la primera asociación de vecinos que se constituyó en Ciudad Rodrigo, poco después de la fundación del barrio, que tuvo lugar hace 30 años. Después de unos años de ligero estancamiento, la nueva junta directiva está logrando que los vecinos vuelvan a unirse en torno a ella. Actualmente, son socias unas 110 familias, prácticamente la mitad de los vecinos del barrio, lo que es todo un éxito.

En estos años, el barrio se ha ido transformando. Su situación de barrio extramuros ha lastrado en parte ese desarrollo, pero a base de esfuerzo y reivindicaciones se logró, por ejemplo, construir un centro cívico (remodelado hace dos años), y recientemente se ha cambiado toda la señalización del barrio, con una grata sorpresa para los vecinos que sólo pueden estar en verano.

Con las fiestas de estos días, el objetivo es compartir una serie de actividades, ya que, aunque el contacto es diario, en estas ocasiones se puede comprobar que son “como una gran familia”, en palabras de Patricia García, la presidenta de la Asociación. Para construir un programa tan variado como el del Barrio Nuevo, sus responsables tienen que ingeniárselas entre las aportaciones del Ayuntamiento, de Caja Duero, y las cuotas de los vecinos. Por eso, es fundamental la colaboración desinteresada de los vecinos y de las empresas del barrio, y de fuera de él, que ceden premios y regalos.

El objetivo de la joven junta directiva de la asociación es que sea un ente en movimiento todo el año. Así, a propuesta de los vecinos, realizan cursos de cocina, manualidades, y una ludoteca para niños de 3 a 12 años. Además, todos los años, en junio, celebran una gran comida, con marcha en bici incluida, para festejar el Día del Socio. La asociación apuesta por la modernidad, y así, han creado una página en la red social Facebook, que permite que los vecinos ausentes del barrio conozcan lo que ocurre en el mismo. Además, sirve para expresar propuestas y denuncias de los vecinos, que son recogidas por la directiva. Entre sus reivindicaciones para el futuro están que el Ayuntamiento arregle las pistas deportivas. Desde su construcción hace 20 años, no se ha realizado ninguna reforma, cuando son muy usadas por todos los niños del barrio. Además, les gustaría que los parques infantiles se adaptarán a la normativa vigente, con mayores medidas de seguridad.