La Alianza inicia la campaña pidiendo el voto para "ser más fuertes" ante la distribución y los operadores

Imagen de la candidatura de la Alianza por la Unidad del campo en Salamanca
UPA y COAG suman entre ambas el 62 % del apoyo de los agricultores y ganaderos españoles
La ALIANZA POR LA UNIDAD DEL CAMPO UPA-COAG comienza la campaña electoral a Cámaras Agrarias, que tendrán lugar el 2 de diciembre, pidiendo el voto a los agricultores y ganaderos de Castilla y León, que sabrán valorar la UNIDAD del sector como clave para defender mejor los intereses de los verdaderos profesionales activos a título principal como titulares de explotaciones familiares.  

La unidad que representan las dos organizaciones agrarias más importantes del país, UPA y COAG, que suman entre ambas el 62 % del apoyo de los agricultores y ganaderos españoles, es el elemento clave para reivindicar con más fuerza y sentido común los intereses de los verdaderos profesionales agricultores y ganaderos a título principal.  

UPA-COAG consideran clave la cita del 2 de diciembre, ya que está en juego el modelo de agricultura y ganadería por la que cada organización apuesta con la vista puesta en la reforma de la PAC y ante las políticas brutales de recortes de las administraciones.  

El modelo social que representa la ALIANZA UPA-COAG lo recoge nuestro eslogan de campaña que es MÁS UNIDAD, MÁS FUERZA, MÁS CAMPO y MÁS FUTURO teniendo claro que lo natural es estar unidos si lo que el sector agrario quiere es recobrar la importancia que tenemos como productores de alimentos para la sociedad. Para ello, exigimos ocupar el puesto que nos corresponde frente al dominio absoluto actual que tienen la distribución, las industrias, los operadores comerciales y los especuladores agroalimentarios.  

En este sentido, LA ALIANZA UPA-COAG  exige a las administraciones competentes que se acabe de una vez por todas con el escandaloso diferencial  de precios entre el origen y destino. Por ello, pedimos precios justos para lo que urge una Ley que regule la cadena de valor y que controle los márgenes comerciales, penalizando las prácticas comerciales de venta a pérdidas y aquellas actuaciones que no valoricen las producciones en origen.
 

Por otro lado, como estamos ante unas elecciones a Cámaras Agrarias vamos a insistir en dar a conocer la grave crisis que ha generado la organización agraria Asaja en varias provincias tras la huida y espantada de las presidencias de Palencia, León, Salamanca y Valladolid.  

Esa organización ha dejando en la más absoluta ruina dichas cámaras agrarias, dejando sin pagar las nóminas de los trabajadores, sin presentar planes de viabilidad, eliminando procedimientos democráticos en la toma de decisiones de dichas cámaras, dejando como herencia un absoluto descontrol de las cuentas y marchándose de las presidencias después de gastar todos los remanentes económicos que existían en las Cámaras.  

La gestión de las cámaras presididas por la Uccl no ha sido mejor, ya que ha habido un despilfarro absoluto no asumiendo su responsabilidad cuando Asaja ha abandonado, y ellos tenían la mayoría dejando a las puertas de una liquidación en precario algunas cámaras.  

Ante el descontrol propiciado por ambas organizaciones, la ALIANZA UPA-COAG  asume la búsqueda de soluciones a través de planes de viabilidad, y en todo caso nos comprometemos a dotar de normalidad el funcionamiento de las Cámaras Agrarias con el compromiso firme de no salir huyendo y dejando desamparados a los verdaderos profesionales del sector como han hecho otros.