La 2ª Quedada de La Manada Charra dona 30 kilos de comida a El Hocico

Ver album

Medio centenar de personas acudieron con sus perros al paseo matutino propuesto por los voluntarios de este grupo de amantes de los animales.

Esta mañana se han congregado en la 2ª Quedada de La Manada Charra alrededor de medio centenar de personas acompañados de sus perros para dar un pase por las afueras de la ciudad y con ello que intentan concienciar a la sociedad de que tanto personas como animales pueden vivir en convivencia y respeto mutuo.

 

El evento contó también con la asistencia de tres protectoras de animales, Siempre fiel, Fundación Luna y El Hocico y, precisamente, a esta última se destinaron los 30 kilos de comida canina que se recaudaron durante la concentración.

 

Este tipo de quedadas han comenzado a celebrarse el pasado mes de enero, y está previsto que se repitan el último domingo de cada mes. Esta actividad se reproduce a la misma hora en otras muchas provincias españolas, aunque ayer se tuvo que suspender en algunas ciudades por la nevadas y en otras, como en Salamanca, hubo poca animación debido al frío. Son quedadas promovidas por voluntarios de cada ciudad, personas amantes de los animales que, en el caso de Salamanca, se han unido bajo el nombre La Manada Charra.

 

Liliana Jordán y Hoover Lozano son miembros de El Hocico que acudieron al evento con uno de los animales de esta asociación, que cuenta con unas 90 casas de acogida para dar una mejor vida a animales abandonado. Por parte de la Fundación Luna estuvo por ejemplo, Rosa Gómez; y de Siempre fiel acudieron voluntarias como Rosa González, Ana Pedraz y María López.

 

 

 

 

El grupo salmantino, dentro del evento nacional #La Manada Canina, insta a las familias con perros a hacer una ruta por diferentes lugares. Aseguran que “no está promovido por ninguna marca, ni firma, ni tampoco incluye a ningún grupo político a asociación vecinal, no representa a nadie en particular, es voluntario y gratuito” y, según añade el portavoz en Salamanca, Carlos Pérez, solo esperan llegar a “concienciar sobre el respeto mutuo entre personas propietarias de animales y las que no lo son, para evitar discriminaciones y lograr una buena convivencia”.

 

Carlos Pérez ha sido está mañana el encargado de dar la bienvenida a los asistentes a la quedada y además ha leído un documento en el que se recogían normas y recomendaciones del paseo, tales como: 

 

- Ponerle al perro un lazo o distintivo, que marque el grado de sociabilidad del perro...", es decir, verde para los más sociablesnaranja para los menos y rojo para los nada sociables, así los demás sabrán si se pueden acercar o no.

 

- Primero saldrán el grupo de los verdes, y cuando estén a unos 150 metros saldrán los naranjas y lo mismo para la salida de los rojos.

 

- Fomentar la  R.E.R. (Responsabilidad, Educación y Respeto). Somos responsables de no ensuciar el entorno, recoger las heces, ser educados y respetuosos con los demás.

 

- Cumplir con la legalidad en materia de tráfico, normas sanitarias u otras obligaciones, como el uso de la correa, desde el inicio y hasta el final de la actividad, o llevar protecciones comobozal cuando lo establezca la ley.