Koeman: “No veo avances; estoy quemado y no puedo caminar sin una muleta”

(Foto: Chema Díez)

El delantero salmantino se enfrenta a un Tribunal Médico que le prorrogará la incapacidad hasta un máximo de seis meses en los que el jugador deberá seguir con una recuperación que no da sus frutos.

Ya han pasado 13 meses desde aquel fatídico mes de abril de 2012. David Rodríguez Encinas se lesionó frente al Athletic B en El Municipal y, pese a la gravedad de la lesión, nadie esperaba un final así, porque el tiempo está marcando los peores pronósticos.

 

“No veo avances; estoy muy quemado. Trabajo todos los días en rehabilitación y en gimnasio y aún sigo con una muleta porque la pierna no me responde para poder caminar con normalidad en distancias largas. Es como si la rodilla se me fuese a salir”. Así lo indica un abatido y cada vez menos esperanzado Koeman, ex de la UDS y Guijuelo, entre otros, quien pese a todo, aún c tiene un pequeño hilo de esperanza.

 

“Es lo único que me queda y tengo que llegar hasta el final, pero sé que después de trece meses, con varias operaciones y la rodilla tal y como está, lo más posible es que no pueda recuperarme para volver a jugar al fútbol y tengo que mentalizarme”, señala el jugador.

 

Pero a Koeman aún le queda un largo camino por recorrer porque no puede tirar la toalla ya que un Tribunal Médico le va a examinar la rodilla y le prolongará la incapacidad hasta un máximo de seis meses para intentar llegar a una recuperación. “Es mucho tiempo porque  hasta entonces no puedo hacer nada, ni siquiera trabajar en otra cosa y se hace muy largo”.

 

No hay que olvidar que a Koeman le reconstruyeron el cartílago de la rodilla ya que era la única opción para tener opciones de volver a jugar al fútbol, hecho que no está dando el resultado esperado. Al jugador le operó el doctor Guillén y él, junto al doctor Garrido, le están siguiendo en una recuperación demasiado lenta.

 

“Que nadie olvide que he pasado 8 meses en silla de ruedas y claro que estoy mejor que estaba, pero no como me dijeron o yo pensaba que iba a estar. Me tengo que mentalizar de que puede que el fútbol se haya terminado”, concluyó.