Kike Royo: el fútbol en sus manos

Kike Royo, portero del CD Guijuelo (Foto: Chema Díez)

El portero del CD Guijuelo ha sido el mejor del equipo en una temporada convulsa en la que finalmente se ha logrado luchar por la Copa del Rey. Sus actuaciones han sido claves y su nivel, de otra categoría.

El CD Guijuelo apostó fuerte por él en verano. Su estilo, su juego con los pies y su seguridad bajo palos fueron determinantes. Pero hubo algo más: la confianza ciega de Rubén de la Barrera en un portero que no realizó una buena pretemporada y que vivió la preparación sin un segundo portero que le hiciese sombra y le apretase 'las tuercas'.

 

Después, y tras el paso de las semanas, Kike Royo comenzó a deslumbrar. Algo que, unido a la llegada de Diego Rivas, portero de Segunda División, le motivó aún más. De hecho, lejos de venirse abajo siguió creciendo y relegó al ostracismo deportivo a un Rivas que cuenta con un nivel fuera de toda duda. Cada entrenamiento se convertía en un espectáculo de estiradas, reflejos, piernas y mando... Y es que sus manos eran algo más que oro.

 

"A nivel personal, creo que las cosas me han salido muy bien, mejor imposible y cuando vine aquí no pensaba que podía estar a este nivel. Y el equipo está ahora en un momento extraordinario y si la temporada hubiese durado cinco jornadas más, creo que hubiéramos peleado por estar más arriba. Aunque la Copa del Rey es un aliciente muy importante y vamos a por él. Después de esta buena racha, nos queda la espinita de los partidos de la primera vuelta... no sé lo que pasó, pero lo que importa es como estamos terminando. Aunque esa mala racha nos ha privado de luchar por play off. Hay que ser autocríticos y quizá si hubiésemos puesto un granito de arena más cada uno, yo el primero, con dos partidos a peor nivel, hubiésemos salido de ese bache antes".

 

 

(Fotos: Chema Díez)

 

Así de claro lo tiene el protagonista del CD Guijuelo esta temporada. Kike Royo habla con la tranquilidad del trabajo bien hecho, pero sin subirse, ni mucho menos a los altares por hacer la labor por la que le pagan. Es más, siempre recuerda el bache de dos partidos que tuvo a mitad de temporada y se lo sigue reprochando pese a haberle dado decenas de puntos al equipo esta temporada.

 

"Creo que esta temporada ha sido la mejor de mi carrera, no tengo dudas...", al tiempo que reconoce que de momento solo piensa en Guijuelo. "Si quedamos sextos renuevo de manera automática y a día de hoy, es mi opción. El verano es muy largo y hablaremos al final, aunque aquí estoy bien", asegura Kike Royo.

 

Por último, el mal endémico del CD Guijuelo esta campaña ha sido el gol. Sus números (35 goles a favor en 37 partidos/32 en contra) le han valido 57 puntos a falta de una jornada, algo que supera casi a la realidad. "Este hecho habla muy bien del sistema defensivo del equipo y Jonathan nos ha dado mucha tranquilidad, su veteranía... y eso nos ha venido muy bien. Y cuando hemos marcado, lo mejor es que no nos han remontado cuando nos hemos puesto por delante en un partido".

 

Sorpresa para unos, confirmación para otros, lo cierto es que Kike Royo no ha dejado indiferente a nadie y algunos equipos grandes de la categoría ya le han echado el ojo... a ver si el Guijuelo logra retener a uno de los grandes artífices de los éxitos de este Guijuelo. El fútbol está en sus manos.