Julio López desestimó una propuesta de la Cámara de Comercio para la capitalidad gastronómica

El concejal de Turismo del ayuntamiento de Salamanca indicó entonces que no le convencía "el proyecto ni las intenciones de los promotores". Fue a parar a Burgos que consiguió 3,60 millones de euros de impacto directo.

Julio López Revuelta rechazó en el año 2013 una propuesta de la Cámara de Comercio de Salamanca para presentar a Salamanca como Capitalidad Gastronómica. Así, y según ha podido contrastar este diario, la institución cameral trasladó en enero de 2013 al concejal de turismo del ayuntamiento de Salamanca su preocupación por la competencia de la capitalidad gastronómica de Burgos que se iniciaba y sugirió la posibilidad de presentar a Salamanca a la Capitalidad Gastronómica. 

 

La respuesta de Lóez Revuelta no se hizo esperar y fue tajante y por escrito: renunciaba a presentar a Salamanca porque no le convencía el proyecto ni la intención de los promotores. De este modo, el concejal del Ayuntamiento valoró en aquel momento la Capitalidad Gastronómica de Logroño y consideró que no tuvo repercusión.

 

La visión de Julio López fue totalmente contraria a la del Colegio de Economistas de Burgos que cifró en 3,60 millones de euros de impacto directo (un retorno de 37 euros por cada euro imvertido) y 13,50 millones a la repercusión publicitaria a través de las emisoras de radio y los canales de televisión nacionales por ser Burgos Capital de la Gastronomía.