Jorge Lorenzo le ‘roba’ la victoria a Dani Pedrosa en la última vuelta

ESPECTACULAR. La remontada y la última vuelta del vencedor, con Rossi como espectador de lujo
EFE / jerez DE LA FRONTERA

El español Jorge Lorenzo (Yamaha YZR M 1) le robó literalmente la victoria a su compatriota Dani Pedrosa (Honda RC 212 V) en una última vuelta espectacular del Gran Premio de España de MotoGP, que se disputó en el circuito de Jerez de la Frontera.

Con el italiano Valentino Rossi (Yamaha YZR M 1) como auténtico espectador de lujo de la lucha entre ambos españoles, Lorenzo culminó una remontada que le llevó a intentar superar por primera vez y a dos vueltas del final a Pedrosa, pero éste supo cerrar a la perfección todas las puertas a su rival, llegándose a tocar en la curva de entrada a meta. Pedrosa aguantó como pudo a su rival, pero éste volvió a intentarlo en Dry Sack, la misma curva en la que nueve pilotos se cayeron en la carrera de Moto2 y esta vez el lado bueno fue el suyo, con lo que logró la primera plaza y de ahí a la meta su único objetivo fue cerrar bien todas las puertas. Esta victoria representa para Jorge Lorenzo colocarse, además, líder del mundial de MotoGP con 45 puntos, cuatro más que Valentino Rossi y con 16 sobre Pedrosa, que es tercero.

Una vez más Dani Pedrosa supo hacer valer su especial habilidad en las salidas para colocarse primero desde el mismo momento en que se apagó el semáforo y a su estela se colocaron todos los favoritos, con el italiano Valentino Rossi (Yamaha YZR M 1) como el más destacado de todos ellos.

El australiano Casey Stoner (Ducati Desmosedici GP10) que no suele prodigarse con buenos resultado en el circuito de Jerez, no faltó a su estadística personal y si bien salió en quinta posición se vio incluso superado por su propio compañero de equipo, el estadounidense Nicky Hayden y acabó peleando toda la carrera por la quinta plaza con el italiano Andrea Dovizioso (Honda RC 212 V).

Con un ritmo firme, Dani Pedrosa se mantuvo al frente de la prueba, mientras que Rossi no pudo hacer nada por mantener el segundo que tenía de ventaja sobre su propio compañero de equipo, que en la vigésimo segunda vuelta le alcanzó y superó sin demasiados miramientos. Por entonces, la ventaja de Pedrosa sobre Lorenzo era de dos segundos y quedaban cinco vueltas por disputarse, pero un giro después el piloto de Yamaha le había restado cinco décimas de segundo al de Honda. Una vuelta después, en la vigésimo cuarta, la ventaja de Pedrosa era de escasamente un segundo y Lorenzo ya tenía a su rival en el punto de mira. Fue una remontada espectacular en el último tercio de la carrera para llevarse el triunfo.