Javier Sierra: "Dar dimensión literaria al Museo del Prado garantiza su inmortalidad y su supervivencia"

Javier Sierra presenta en Sevilla su libro 'El maestro del Prado'
Presenta en Sevilla 'El maestro del Prado', una narración en la que el autor presenta la pinacoteca madrileña en todos los sentidos


SEVILLA, 7 (EUROPA PRESS)

El escritor Javier Sierra (Teruel, 1971) ha presentado este jueves en Sevilla 'El maestro del Prado' (Planeta), un libro que realiza un apasionante recorrido por las historias más desconocidas y secretas de una de las pinacotecas más importantes del mundo, el Museo del Prado, una institución a la que "hay que convertir en una semilla literaria" porque "dar esta dimensión literaria al Prado garantiza su inmortalidad y su supervivencia", afirma.

'El maestro del Prado' es una historia en la que el propio Sierra se convierte en personaje, un jovencísimo escritor que conoce una tarde de finales de los 90 frente a La Perla, una de las mejores tablas de Rafael, al maestro Luis Fovel, que será quien le desvele los secretos de las 'pinturas profética'. Para Fovel, la obra de Rafael y El Bosco, Brueghel, Tiziano, Juan de Juanes o El Greco, fue concebida como una puerta, un acceso directo hacia intermediarios eclesiales, hacia el mundo espiritual.

En un encuentro con los medios, Sierra ha explicado que este libro "es una vuelta de tuerca sobre las ideas que ya manejaba en otras novelas y ensayos", y en el que "se pregunta sobre la función del arte, para qué se inventó". Así, buscando respuesta a estas preguntas descubrió en textos de antropólogos que el arte "nació hace 40.000 años en las Cuevas de Altamira con un propósito trascendente, es decir, cuando un chamán o un líder de una tribu se metía en el corazón de una cueva y al fondo de la misma hacía unos trazos representando cualquier cosa del mundo exterior, en realidad estaba intentando dominar esa cosa del mundo exterior en un acto mágico"

Por tanto, la pintura "nació con un propósito sobrenatural" y lo que quería "es saber si ese propósito ha permanecido en la pintura", afirma Sierra, quien se ha encontrado con la sorpresa de que muchos maestros de los siglos XV, XVI y XVII "conservaban esa necesidad de pintar ciertas obras mágicas", y algunas de "las más grandes que se pintaron nunca en la historia están en el Prado". Así surgió 'El maestro del Prado', un libro de ficción en el que "hice lo que hacían los grandes pintores de la antigüedad, disfrazar la información en una fábula".

Además, Sierra considera este libro "muy oportuno" porque "sigue desmoronándose la sociedad materialista y necesitamos aferrarnos a otra clase de valores", de modo que con esta obra "se puede descubrir que el arte no es como nos lo contaron, una sucesión de maestros, de escuelas, de técnicas pictóricas, sino el alma y la intención suprema que tú le pones". Así, añade que habrá más libros en esta dirección y que le gustaría terminar con dos grandes pintores del siglo XX, Pablo Picasso y Salvador Dalí, "los dos últimos que pintaron este tipo de imágenes entre el más acá y el más allá".

"LO TRASCENDENTE ESTÁ A LA VUELTA DE LA ESQUINA"

"Picasso tenía un frase que repetía a menudo a su familia, cuando ésta le criticaba por su estilo pictórico: 'Es que veo cosas que vosotros no veis'", explica Sierra, quien también cuenta que Dalí siempre estuvo tratando de imitar 'El jardín de las delicias', de El Bosco, una de las pinturas "fundamentales" de este libro, del que el autor destaca que es una novela "muy peculiar" porque contiene ilustraciones "sin las cuales no se entendería" y desplegables. "He buscado deliberadamente convertir un paseo por el Prado en una aventura intrépida", al tiempo que "demostrar que lo trascendente está a la vuelta de esquina, como el Museo del Prado".

'El maestro del Prado', que salió a la venta el 5 de febrero con una tirada de 100.000 ejemplares, dispone además de un aparato de notas al final donde "cada una de las afirmaciones que parecen grandilocuentes están justificadas en estudios de arte". Además, Sierra ha precisado que es el primer libro que tiene como escenario el Museo del Prado y "no menciona ni a Velázquez ni a Goya", ya que "el arte tiene que asimilarse en pequeñas dosis" y ha querido que sus lectores "vayan comprendiendo cómo funcionan las pinturas emparentadas con las de Altamira, las pinturas mágicas, las de verdad".

Asimismo, Sierra --autor también de libros de éxito como 'La cena secreta' y 'El ángel perdido'-- afirma que este libro "no está planteado como una guía heterodoxa" de la pinacoteca madrileña, pero "se va a utilizar así". "Yo si fuera lector de este libro lo haría", apostilla, toda vez que aconseja "ver los originales" del Prado, al que considera que "hay que convertir en una semilla literaria". "Dar esta dimensión literaria al Museo del Prado garantiza su inmortalidad y su supervivencia", porque "hay que pensar que la mitad de sus visitantes sean extranjeros, y lo que hay que conseguir es que vayamos los españoles y nos sintamos orgullosos de él".

El escritor estará esta tarde a partir de las 19,30 horas en el Auditorio Municipal Rafael de León de la localidad sevillana de Tomares, dentro de los encuentros que organiza 'La Razón', en un coloquio que conducirá el presentador de televisión Manu Sánchez.