Javier Iglesias respalda el Manifiesto que aboga por eliminar duplicidades

Apunta como destino de las diputaciones el apoyo a los pequeĂąos y medianos municipios

El presidente provincial del Partido Popular y presidente de la Diputación de Salamanca, Javier Iglesias, que asistió al encuentro de presidentes provinciales de Diputación celebrado en Pontevedra bajo la presidencia de Mariano Rajoy, suscribió el Manifiesto por unos Gobiernos Provinciales que, entre otras propuestas de futuro, aboga por la eliminación de duplicidades y la reforma de la financiación local y apunta como verdadero destino de las diputaciones provinciales “la clara vocación de ayuda y apoyo a los pequeños y medianos municipios”.

Según explicó Iglesias, el documento suscrito viene a “ratificar los principios básicos” expresados en su discurso de toma de posesión al frente de Diputación de Salamanca. En este sentido, insistió en que en el encuentro celebrado en Pontevedra “ha habido un apoyo explícito del presidente del Partido Popular, Mariano Rajoy, a las diputaciones provinciales al tiempo que se ha insistido en la necesidad de realizar una reflexión importante sobre las competencias de estas administraciones frente a otras administraciones públicas. Así, subrayó que “las diputaciones provinciales tienen que dedicarse a los municipios más pequeños”.

El presidente provincial del Partido Popular y presidente de la Diputación de Salamanca aseguró que el PP se ha comprometido a “hacer una reflexión profunda sobre el papel de las diputaciones que no tiene que confundirse con las pretensiones de aquellos que ahora reniegan de las diputaciones provinciales tras haber perdido las elecciones en la gran mayoría de ellas”.

Iglesias aseguró que como presidente provincial del PP y presidente de la Diputación de Salamanca hará todo lo posible para poner en marcha las propuestas de futuro planteadas hoy en Pontevedra que, desde su punto de vista, pasan por “evitar duplicidades, por hacer más con menos, por servir mejor al ciudadano y porque todo lo que hagan las administraciones públicas sean instrumentos para conseguir un solo fin: el crecimiento económico y la creación de empleo”.