Jamones Aljomar cierra 2014 con un éxito creciente de ventas, exportando sus productos ibéricos a 25 países

La marca guijuelense distribuye, además, en todas las provincias españolas.

El proyecto de internacionalización de Jamones Aljomar crece con éxito y sus productos de cerdo ibérico llegan ya a 25 países de todo el mundo. En 2014, no solo se han conquistado nuevos mercados si no que, además, el departamento de Exportación ha experimentado un crecimiento de ventas importante, lo que refuerza la visión empresarial de Jamones Aljomar, una perspectiva empresarial global que se basa en potenciar al máximo sus esfuerzos por llevar la Cultura del Ibérico desde su cuna, en Guijuelo (Salamanca), hasta el mayor número de países posible.

 

En 2014, Jamones Aljomar ha llegado por primera vez a Estados Unidos, Sudáfrica, Taiwan y Suecia, países en los que tanto los jamones y embutidos ibéricos como la carne ibérica han tenido gran aceptación entre los consumidores. El mapa de comercialización Aljomar lo completan México, Chile, China, Hong Kong, Malasya, Singapur, Nueva Zelanda, Ucrania, Bulgaria, Hungría, Austria, Suiza, Alemania, Dinamarca, Bélgica, Holanda, Francia, Italia, Reino Unido y Portugal. El mayor volumen de ventas se ha registrado en Francia donde, junto con Suiza, México y Estados Unidos, se percibe una creciente proyección y aceptación de los productos ibéricos Aljomar.

 

Pero, además, la marca Premium TRIBUTO DON ALFONSO llega también a 10 de estos paísesentre los que destacan México y Suiza, donde las variedades de esta distinguida gama de productos Aljomar se pueden adquirir en las mejores tiendas gourmets y delicatessen. 

 

El éxito de Aljomar radica en la calidad, la excelencia y valor gastronómico de sus productos, cualidades que la marca guijuelense logra con un cuidado modelo de producción y control que abarca desde la selección de los animales hasta la distribución. Se trata de un proceso integrado denominado Ciclo Controlado de Producción y Elaboración que registra y comprueba cada una de las fases de fabricación. Comienza en la experimentada selección y cuidado genético de la materia prima -realizada por la familia Aljomar-, y continúa con la selecta alimentación de los cerdos en fincas de la dehesa y fábrica de cereales naturales propias. El sacrificio, despiece, elaboración tradicional y curación se llevan a cabo en las instalaciones de Guijuelo, donde se completa el Ciclo con la comercialización y distribución.

 

Distribución en España

En el ámbito nacional, 2014 también fue un buen año para Jamones Aljomar, ya que su equipo comercial ha trabajado duro y ha logrado que sus productos estén disponibles en las 50 provincias españolas. En lugares como Guipúzcoa, Ciudad Real, Murcia, Granada, Asturias, Barcelona se ha contabilizado un notable incremento en la comercialización, con la captación de nuevos clientes.

 

El reto para este año en territorio español es incrementar las ventas en la distribución moderna. Jamones Aljomar también potenciará su inmersión en el sector de la Restauración y, para ello, insistirá en el crecimiento de la red comercial propia y la cadena de valor configurada junto a los clientes actuales.

 

Traspasando las fronteras nacionales, 2015 traerá consigo un arduo trabajo de equipo entre los departamentos de Exportación y de Calidad Aljomar. El objetivo es reforzar y aumentar sus standares de calidad para llegar al norte de Europa -concretamente a Noruega y Finlandia- y a otros países en los que los productos Aljomar ya están homologados y preparados para venderse como Puerto Rico y Panamá. También está previsto dar los primeros pasos para trabajar en más países asiáticos como Tailandia y Vietnam.