Izquierda Unida suspende a los parlamentarios salmantinos

El grupo Municipal ha calificado el acto de colocación de la primera piedra en el Centro de la Memoria como "propaganda vomitiva"

El secretario de Política Municipal de Izquierda Unida, Gorka Esparza, y el concejal del Ayuntamiento de Ciudad Rodrigo, Domingo Benito, han hecho balance del último curso político y han valorado los datos sobre la calidad del aire de Salamanca.

Sobre el primero de los asuntos, Gorka Esparza ha manifestado el deseo del partido de que la legislatura hubiera acabado dos años antes, "algo que nos hubiera ahorrado muchas cosas", y se ha referido al "atraso" que supone la ley electoral en España, "una ley que deja a Izquierda Unida con muchos votos en la basura". No obstante, Esparza ha destacado la labor de la representación de Izquierda Unida en el Congreso y en el Senado: "Han sido defensores de los salmantinos, con una actividad muy intensa relativa a nuestra ciudad".

Siguiendo con su crítica a al ley electoral, desde Izquierda Unida han subrayado la "relajación indecente" con la que trabajan algunos cargos públicos, y han puesto como ejemplo a Jesús Caldera, con una sola intervención en sus cuatro años como diputado.

En términos generales, la formación política ha calificado con un suspenso a los parlamentarios salmantinos, y ha destacado que Izquierda Unida ejercerá una labor de fiscalía. En este sentido, Esparza se ha referido al acto de colocación de la primera piedra en el Centro de la Memoria Histórica, "un edificio que ya está construido, y que ha servido para mezclar un acto en honor de la memoria de Juan Negrín con otro de propaganda vomitiva".

Sobre la labor del Partido popular en la legislatura pasada, Domingo Benito ha resaltado la posición "incómoda" del partido, "que ha tenido que teatralizar una oposición a medidas con las que en realidad estaba de acuerdo". Por eso, explica Benito, las próximas campañas de PP y PSOE van a ser "muy parecidas".

Gorka Esparza también ha querido dar algunos apuntes sobre las últimas mediciones de calidad del aire en Salamanca, que sitúan a la ciudad "a un nivel similar al de Nueva York, y con mayor contaminación que California". Desde Izquierda Unida han destacado la naturaleza no industrial de Salamanca, así como sus problemas de movilidad. Además, han señalado que "el PP ha colocado los medidores a conveniencia, y han pensado que, si el aire se mueve, pueden colocarlos donde mejor les venga, como en el Parque de los Jesuitas". Es por eso que. desde Izquierda Unida, consideran que los datos ofrecidos están "falseados", además de "no ser nada halagüeños".