Itínere reduce un 7,4% su facturación en 2012 por la caída del tráfico en todas sus autopistas

Autoestradas de Galicia ( Grupo Itínere)
Itínere, grupo de autopistas controlado por Citi Infrastructure, registró una cifra de negocio de 276,4 millones de euros en el ejercicio 2012, lo que supone un descenso del 7,4% en comparación a un año antes, por la caída de los tráficos en todas las vías que gestiona.



MADRID, 29 (EUROPA PRESS)



El beneficio bruto de explotación (Ebitda) de la compañía se contrajo un 9,2% el pasado ejercicio, hasta situarse en 211 millones de euros, según datos de la compañía que recoge Europa Press.

Itínere, también participado por Sacyr, gestiona una cartera de seis concesiones de autopistas, todas ellas en explotación y en su mayor parte ubicadas en el Norte de España, que suman una longitud total de 609 kilómetros.

Todas estas vías cerraron el año 2012 con descensos de su intensidad media diaria (IMD) de tráfico, caída que oscila entre la reducción del 14,1% que se anotó Aucalsa (AP-66 León-Campomanes) y la del 8,6% de Europistas (AP-1 Burgos-Armiñón).

Audasa (AP-9 Ferrol-frontera portuguesa) se anotó una reducción del número de usuarios del 12,5% el pasado año, las dos vías que explota Autostradas de Galicia perdieron un 10,4% de su tráfico y Audenasa (AP-15 Tudela-Irurzun), un 9,6%.

Esta caída del tráfico impactó en los ingresos de todas las vías, de forma que Audasa redujo un 8,7% su facturación en comparación con 2011, hasta 132,4 millones de euros a cierre de 2012, mientras que Europistas generó ingresos por 61 millones, un 4,8% menos, y Aucalsa, por 35,6 millones, lo que arroja una contracción del 10,7% en comparación a 2011.

De su lado, Audenasa redujo un 10,3% su cifra de negocio durante el pasado ejercicio, hasta los 18,8 millones de euros, y Autoestradas de Galicia en un 7,3%, hasta 13,8 millones.

Itínere es la sociedad que Citi constituyó con las concesiones de autopistas que compró a Sacyr a finales de 2009, y tras posteriormente vender varios de estos activos. En la actualidad, el fondo Citi Infrastructure, a través de la firma Arecibo Servicios y Gestiones, controla un 54,1% del capital del grupo de autopistas.