Iniesta no tiene el alta médica pero sí muy buenas sensaciones

ALTERNATIVAS. Jugaron en un partidillo Silva, Mata y Villa como posible opción si el de Albacete no está listo para el debut contra Suiza. Xabi alonso. Completó todo el entreno sin problemas
efe / Potchefstroom

Andrés Iniesta, que en el entrenamiento de ayer de la selección española completó la primera parte con el grupo, aún no tiene el alta de los médicos pese a que las sensaciones son positivas y hay optimismo para que pueda jugar el primer partido del Mundial de Sudáfrica ante Suiza.

Las lesiones musculares que ha sufrido Iniesta durante esta temporada con el FC Barcelona, conducen a la precaución al cuerpo técnico y los doctores de la selección. Pese a que están convencidos de que el centrocampista podrá disputar minutos en el estreno mundialista de España, el próximo miércoles, se mantiene la prudencia.
“Vamos a esperar a mañana –por hoy– para poder hablar de alta médica”, dijo el doctor Óscar Celada. “Hoy –por ayer– se ha reincorporado parcialmente a la dinámica de grupo y va muy bien. Las sensaciones son positivas y veremos cuando se puede incorporar totalmente”.

Iniesta estuvo junto a sus compañeros en la parte de menor intensidad, en la que no hubo el partido en reducidas dimensiones. Junto a la carrera continua y los ejercicios iniciales, completó un ejercicio de toque y presión en el que el seleccionador Vicente del Bosque le protegió con el peto verde, que advierte al resto que no pueden entrarle con fuerza.

Por otro lado, Cesc Fábregas defendió las cualidades de la selección española como candidata al Mundial 2010, y sin querer asumir el favoritismo, aseguró que tiene que ser el torneo de la Roja para cambiar la historia.
“Respecto al último Mundial somos una selección más joven pero a la vez muy experimentada. En Alemania empezamos muy bien, todo iba perfecto, pero en un partido de mala suerte en el que creo que fuimos bastante superiores a Francia nos echaron. Tenemos que aprender de eso”, aseguró.
“En un Mundial cualquiera te lo pone difícil, sea quien sea. Hay que aprender de los errores. Si queremos ganar el título además de ser los mejores, como pasó en la Eurocopa, también necesitas esa dosis de suerte. A ver si la podemos conseguir este año”, añadió. Preguntado por las razones que hacen a España una de las favoritas, Cesc elogió el ambiente que se respira en el grupo.