Ingresa en prisión el acusado de atracar con un arma dos kioscos

En el juzgado. El imputado negó ante el magistrado de Instrucción de Guardia haber cometido estos robos pese a que las víctimas reconocieron al presunto autor durante una rueda de reconocimiento
E. G.

El hombre de 39 años de edad detenido el pasado domingo por la noche tras atracar presuntamente a punta de cuchillo dos kioscos de la capital ingresó ayer por la mañana en el centro penitenciario de Topas, según informaron fuentes jurídicas.

El detenido, cuya identidad responde a las iniciales A. A. T., negó los hechos ante el magistrado de Instrucción de Guardia, quien decretó su ingreso en prisión comunicada y sin fianza por los dos atracos.

Durante la rueda de reconocimiento, que se celebró el pasado martes por la tarde en la Comisaría provincial, las víctimas de los atracos reconocieron sin dudas a A. A. T.

Al parecer, el acusado cometió presuntamente estos atracos mientras se encontraba en libertad bajo fianza por otro robo con fuerza, según las citadas fuentes.

Los dos atracos se cometieron el mismo día, el pasado domingo, con trece horas de diferencia. El primero de ellos se registró en torno a las 08.45 horas, en un kiosco ubicado en la avenida de Portugal, a la altura del número 146. Según denunció la víctima, se encontraba en el establecimiento cuando entró un individuo, que actuó con la cara tapada con una braga. La amenazó de muerte con un cuchillo de cocina si no le daba el dinero o si le seguía fuera del local para solicitar ayuda. En esta ocasión, el delincuente consiguió apoderarse de 150 euros.

Del segundo asalto cometido ese mismo día, en torno a las 21.24 horas, fue víctima otra mujer. En esta ocasión, el arrestado presuntamente entró en un kiosco ubicado en la calle Salesas, número 20, tapando su rostro con una bufanda y esgrimiendo como instrumento intimidatorio una navaja. No pudo apoderarse del dinero de la caja registradora ya que la mujer, tras percatarse del asalto, pidió auxilio a su marido, que se encontraba colocando diversos efectos. El individuo huyó precipitadamente del lugar causando daños materiales valorados en 200 euros.

Tras recibir las denuncias de los hechos, la Brigada de la Policía Judicial abrió una investigación e informó de lo ocurrido a la Brigada de Seguridad Ciudadana, que se encontraba realizando labores de prevención de la delincuencia. Cuando los agentes transitaban por la calle La Luz observaron a un individuo, conocido por los efectivos al tratarse de una persona con un amplio historial delictivo –cuenta con trece antecedentes–.

Tras dar aviso a la Comisaría provincial, los agentes comprobaron que se trataba presuntamente del delincuente que estaba siendo buscado al considerarle presunto autor de dos delitos de robo con violencia e intimidación registrados ese mismo día.

La detención del presunto atracador se produjo en la mencionada vía, en torno a las 23.45 horas. En el momento del arresto, los efectivos de la Policía Nacional intervinieron a A. A. T. un cuchillo de cocina de doce centímetros de hoja, una navaja y una bufanda, presuntamente utilizados para cometer los delitos.